Cule-Brón

Sergi Enrich y Antonio Luna en una fiesta

Sergi Enrich y Antonio Luna en una fiesta

Dos años de prisión para los jugadores del Eibar que difundieron un vídeo sexual

Sergi Enrich y Antonio Luna conocen la sentencia por la polémica grabación en la que aparecen manteniendo relaciones íntimas

Christian Clarasó

19.01.2021 17:05h

1 min

Han pasado ya casi cinco años desde aquel vídeo difundido por todas las redes sociales donde se podía ver a dos jugadores del Eibar tener relaciones sexuales con una joven. Según estos se habían difundido las imágenes sin su consentimiento, pidieron disculpas alegando que todo se trataba de un error. En los pocos segundos que dura la grabación, se puede ver como la mujer pide a uno de los jugadores que no la graben. 

Los dos implicados en esta polémica que ahora ha tenido repercusiones judiciales son Sergi Enrich y Antonio Luna. Ambos han sido condenados por el Juzgado número 3 de San Sebastián a dos años de prisión por la difusión de un vídeo de contenido sexual en el que aparecían ambos jugadores. 

Dos jugadores del Eibar mantienen relaciones íntimas

Debido a la pena de dos años y al no tener antecedentes, ninguno de los dos ingresará en prisión, no obstante si deberán hacer frente a una multa de 100.000 euros cada uno para la víctima, tal y como dicta la sentencia. 

La sentencia, adelantada por iusport, condena a ambos por un delito de descubrimiento y revelación de secretos que afecta a datos de carácter personal que revelan vida sexual. Eddy Silvestre, ex jugador del Eibar, ha sido exculpado de la acusación de haber difundido el vídeo, que le habrían hecho llegar los dos condenados.

La Fiscalía pedía cinco años de cárcel para los condenados. A Silvestre le enfrentaban a tres años de cárcel. Se les acusaba de difundir el vídeo sin el consentimiento de la chica y a viralizarlo en redes sociales. 

En su vida personal, Sergi Enrich y Antonio Luna siempre han tenido muy buena relación. Públicamente se han hecho algunas bonitas declaraciones y se les ha visto pasear cogidos de la mano por las calles de Nueva York. 

 
Hoy destacamos