Cule-Brón

Isco Alarcón con su hijo Theo

Isco Alarcón con su hijo Theo

Isco y el último escándalo de Vox: con amenazas de muerte

El futbolista del Real Madrid y su pareja metidos en un nuevo lío por expresar su opinión

Christian Clarasó

10.03.2020 17:19h

2 min

La mujer de Isco Alarcón, Sara Sálamo, se vuelve a meter en un lío a través de las redes sociales. Y todo por expresar su más educada opinión. ¿Dónde queda la libertad de expresión? Parece que uno de los grupos políticos que menos congenia con la actriz se la ha comido. 

Una vez más, la tinerfeña utiliza su cuenta de Instagram para comentar una entrevista que le han realizado a Santiago Abascal, líder de Vox, en Cuestión de poder del canal colombiana NTN24. Esto ha hecho enfurecer a los votantes de extrema derecha. Y no sería la primera vez. La última recibió acoso en las redes al comentar el resultado electoral de las últimas elecciones. 

La entrevista se hizo viral, no solo por los comentarios de Sara Sálamo, sino porque Gustau Alegret, a la vista de la mayoría de espectadores dejó en evidencia y ridículo al político. Las respuestas que recibió la mujer del futbolista fueron muy duras, desagradables y denunciables. “Como digas algo de Vox voy a matar a tu hijo”, “A ver qué vas a decir tú de Vox, hija de puta. Por gente como tú este país se va a la mierda, pedazo de zorra. Como digas algo de Vox voy a matar a tu hijo y al puto gordo de su padre” y “Vox es sagrado, quédate con eso. Tú eres una feminazi y ojalá te violen, pedazo de zorra”, son los ejemplos que compartió.

Sara compartió algunos de los mensajes recibidos.

Nuevamente Sara Sálamo quiso hacer públicos estos mensajes a través de su cuenta de Instagram. Un hecho que ya ha denunciado. “Llegan más de lo que creéis en estos terminos”, afirmó.

'Insta Stories' de Sara.

Sara Sálamo es muy revolucionaria en sus redes sociales y no le importa expresar con orgullo su opinión. En el Día Internacional de la Mujer, compartió una fotografía con el pequeño Theo y un texto dedicado a aquellos que creen que las mujeres que son madres solo se pueden dedicar al cuidado de sus hijos: “En uno de mis últimos trabajos, alguien me dijo la frase: ‘No vamos a entrar en el debate de si las madres debéis trabajar o no’. Fue tan sumamente insultante para mí ese comentario, que no pude ni responderle”, empezó.

“En ningún momento me dijo ‘los padres y las madres’. Solo nos citó a nosotras. La maternidad es otro ‘temazo’ para el feminismo. Y solo me he dado cuenta tras haber parido. Lo cierto es que, en cada etapa de mi vida, me doy cuenta de lo normalizados que tenemos ciertos comportamientos, actitudes o comentarios machistas. Y de lo poco que nos planteamos las cosas en nuestro día día. Por eso el 8M sigue siendo tan imprescindible.”, siguió criticando.

Y finalizó con un mensaje optimista: “Porque aunque en Europa avanzamos poquito a poco, el camino aún es largo. Yo en mi caso lo afronto con esta sonrisa. Sin perder ni un ápice de fuerza y ganas porque todo cambie hacia una sociedad igualitaria”.

 

 
Hoy destacamos