Cule-Brón

Elena Galera y Sergio Busquets en la playa

Elena Galera y Sergio Busquets en la playa

'Manolitos', el último negocio de Sergio Busquets

El futbolista del Barça se hace de oro con dos tiendas de la franquicia en Barcelona

Christian Clarasó

30.01.2020 18:30h Actualizado: 30.01.2020 18:30 h.

1 min

Cualquiera diría que un futbolista pudiese tener un negocio de cruasanes al estar sometidos a una dieta tan estricta. Ellos los tienen prohibidísimos. Sin embargo, son muchos los que han pecado alguna vez y no han podido resistirse como Koke, Griezman o Gabi, entre otros. Aunque quién ha saboreado el placer de estos dulces y encima les ha sacado partido es Álvaro Morata. En 2017, el futbolista invirtió en el negocio tomando el control del 50%. 

Sin embargo, los "manolitos" de Morata no fueron los mismos que los originales. El joven fue el rival directo del colchonero Manolo Manzano, el auténtico fundador de esta exquisita receta. Seguidamente se dieron cuenta que estarían mejor juntos que separados. Ahora las tiendas es un éxito imparable. Solo en Madrid se venden más de 800 kilos de manolitos. 

Cruasanes manolitos

Entre el 2019 y el 2020 se abrirán 14 tiendas nuevas. Algunas de ellas fuera de la Comunidad de Madrid, como por ejemplo Barcelona. En la ciudad Condal se han abierto dos locales que tienen como socios a Sergio Busquets y Thiago Alcántara. La tienda recién estrenada ha conseguido multitud de visitas y compradores, en parte gracias a la promoción de las Wags del Barça. La semana pasada Elena Galera, mujer de Busquets, y Antonella Roccuzzo publicaron en sus historias de Instagram una caja repleta de "manolitos". Algunos de mantequilla, otros de chocolate y hasta de crema. Todos ellos perfectamente ordenados en una bonita caja roja rectangular. 

El origen de los manolitos

Los Manolitos nacieron en la pastelería de la calle Corazón de María de Colmenar Viejo. Los hermanos Manolo, Noelia y Remedios adquirieron el legado de una familia de pasteleros y muy pronto empezaron a abrir hasta cuatro pastelerías en la localidad, antes de dar el salto a Tres Cantos.

La exitosa receta surgió de casualidad. Manolo y su padre se equivocaron al echar la mantequilla y encontraron un sabor inconfundible. Los manolitos arrasan por donde van. La expansión es espectacular y las ventas arrolladoras. Venden entre 450 y 500 kilos diarios y son la segunda marca más vendida de Glovo, solo por detrás de McDonald's.  

 

 
Hoy destacamos