Cule-Brón

Nia en la resistencia

Nia en la resistencia

Las prácticas vaginales de Nia Correia con pelotas de ping pong

La ganadora de OT 2020 pasó por La Resistencia y contó esta anécdota vivida en Tailandia

Christian Clarasó

17.06.2020 17:30h Actualizado: 17.06.2020 18:46 h.

1 min

Nia se convirtió en la ganadora de OT 2020. Es la primera vez que está tan claro un concurso. Desde el minuto su forma de llenar el escenario y su particular voz enamoró a los espectadores, a profesores, jurado y a todos sus compañeros. Las discográficas tenían ganas del final del talent show y del coronavirus para ponerse a trabajar en su primer proyecto. Ya está en marcha. Como no, tras el fin de OT, Nia ha visitado varios platós de televisión y radio. Especialmente uno al que todo el mundo sueña con ir, La Resistencia. 

 

Nia en bikini
Nia
1D95BEAE 1F31 4807 AF8B 6FE10468C081


El presentador, con sus alocadas preguntas y entrevista sin ningún hilo conductor, repasó la trayectoría de Nia, breve pero con sorpresas. Se detuvo en su pasado en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. "No competía en nada. Antes era animadora deportiva y bailábamos en volley playa y en el basket. Entonces nos llevaron a Londres". "Muy relevante tampoco es", apuntó entre risas.

Por supuesto entre todas las preguntas se encontraba la del dinero que tiene en la cuenta y la del sexo. Asegura que tenía poco, pero ahora su cuenta corriente crecerá con el premio del concurso, que todavía no le ha llegado. Eso sí, no serán 100.000 sino 70.000 porque Hacienda se lleva su pellizco. "En el banco tengo poco porque todavía no me ha llegado el dinero. Serán unos 70.000... así que cuando llegue tendré unos 78.000". 

Respecto al sexo, respondió con otra pregunta: "¿Cuenta el satisfyer? Si no, cero, porque he estado en la Academia". Nia, como todos los invitados, trajo un regalo al presentador pero no fue una taza. Le entregó unas pelotas de ping pong, una pala y una red. Este detalle estaba relacionado con una historia que pasó dentro de la Academia. 

"Conté una anécdota que me había pasado. En Tailandia se meten una pelota de ping pong en el chichi para hacer el arte de lanzarlas con la fuerza. Yo estaba jugando para ver si podía hacerlo y se me quedó una pelota dentro", recordó la intérprete de '8 maravillas', que finalmente pudo sacar el objeto utilizando "dos cucharas soperas". 

 

 

 

 

 
Hoy destacamos