Cule-Brón

Sergi Roberto y la pantalla de un videojuego / FOTOMONTAJE DE CULEMANÍA

Sergi Roberto y la pantalla de un videojuego / FOTOMONTAJE DE CULEMANÍA

Sergi Roberto y su mayor adicción

El futbolista es un fanático del videojuego 'Fortnite'

Christian Clarasó

11.01.2019 12:11h

1 min

Fortnite Battle Royale es el juego del momento. El videojuego conquista a más de 50 millones de personas desde su estreno en 2017. La fiebre por el título de Epic Games ha traspasado fronteras. Existe una universidad que ofrece becas para gamers y lo incluye en su listado oficial de deportes. 

El impacto es tan fuerte que ya se considera toda una "adicción". Parte de la culpa de este éxito la tienen los youtubers como El Rubius o Willyrex, quien batió en duelo a una persona que no puede soltar el mando de la Play ni un solo momento en sus ratos libres, Sergi Roberto, el jugador del FC Barcelona

El pasado martes, después de los entrenamientos, el centrocampista tenía otro reto pendiente en casa contra 100 personas. La batalla más épica. Se sentó en el sofá y disfrutó de una nueva partida de Fortnite

Sergi Roberto juega en su casa al Fortnite / INSTAGRAM

Sergi Roberto juega en su casa al 'Fortnite' / INSTAGRAM

El futbolista está obsesinado con el videojuego, tanto que en su red oficial de Twitter no para de hacer referencias al mismo. "Con el carrito de Fortnite de camino al entrenamiento", publicó en uno de sus tweets. En la imagen se le puede ver de camino al terreno de juego en la Ciutat Esportiva del FC Barcelona con sus compañeros. 

El pasado año la afición por el juego traspaso límites. Incluso sus compañeros estaban hartos. Pero por suerte consiguió hacerse amigo de algún que otro youtuber y consiguió darle envidia con uno de sus obsequios preciados. 

En más de una entrevista el jugador se ha declarado fanático del videojuego. Eso sí, siempre aprovecha que no está Coral para echar una partida en secreto. El jugador se encontraba solo en casa. Coral Simanovich estaba en el gimnasio poniéndose en forma. 

 

Hoy destacamos