Cule-Brón

Shakira en un fragmento del videoclip Girl Like Me

Shakira en un fragmento del videoclip Girl Like Me

Shakira demuestra por qué es superdotada en este vídeo con Geometría Variable

La cantante colombiana muestra el making off de su coreografía más difícil en 'Girl Like Me'

Christian Clarasó

13.01.2021 16:14h

2 min

Shakira prometía un 2020 espectacular, sin embargo se ha quedado a medio gas. Este último año ha sido atípico para todos. La cantante tenía preparado un nuevo trabajo discográfico, totalmente diferente a El Dorado. Debido a las consecuencias de la pandemia era inviable promocionar este proyecto, grabar sus videoclips y mucho menos hacer conciertos por todo el mundo. Con reducción de aforo y recortes en el movimiento, es imposible llevar a cabo un espectáculo a la altura de Shakira. Así que este proyecto ha quedado parado hasta próximo aviso. 

Sin embargo, tampoco ha sido tan malo este 2020. Shakira lo empezó a lo grande. Espectáculo asegurado con la Super Bowl. La cantante fue la protagonista del intermedio del evento más multitudinario de la historia, la final de fútbol americano. Bailó algunas de sus canciones en compañía de Jennifer López. Los 15 minutos de actuación fueron vistos por 100 millones de espectadores en directo. 

Y ahora viene la otra parte de la historia. Después del confinamiento, donde Shakira aprovecha para estar al lado de sus hijos y su pareja, así como acabar con cuentas pendientes y aficionarse al skate, publicó una nueva canción en colaboración con los Black Eyed Peas, 'Girl Like Me'. Debido a las restricciones de la pandemia no pudieron grabar el videoclip a tiempo. 

Éste se publicó a principios de diciembre y fue todo un éxito. Shakira era la absoluto protagonista del vídeo. Se la pudo ver con mallas y un body al estilo Jane Fonda en una clase de aerobic de los 80, siguiendo los pasos de Michael Jackson o demostrando su habilidad con el skate. Sus bailes se hicieron virales en las redes sociales, pero también su coreografía más geométrica. Con su rostro en medio y sus manos al compás de las de los otros dos artistas, Shakira cambia las formas. Fue una coreografía bastante difícil a la que le dedicaron mucho tiempo. La colombiana ha publicado un vídeo donde habla de ello y se puede ver el making off de este rodaje. 

Los artistas sienten un placer enorme al colaborar con la cantante. Lo hace todo muy fácil y se fija en cualquier detalle, incluso si los dedos no están alineados. Es muy perfeccionista. A pesar de que ellos mismos han creado la coreografía, Shakira era quién ponía orden y les corregía. "Ha sido extraordinario trabajar con ella", cuentan. "Tiene que estar centrado en la nariz", les dice. 

 

 
Hoy destacamos