Culemaníacos

Una foto de Patri Guijarro durante el partido del Barça frente al BIIK-Kazygurt de la Champions League

Una foto de Patri Guijarro durante el partido del Barça frente al BIIK-Kazygurt de la Champions League

El Barça femenino sigue vivo en Europa

Las chicas de Fran Sánchez remontan la eliminatoria contra un BIIK-Kazygurt que no tuvo opciones de ataque durante 90 minutos

Claudia Granja @c_granjafranch

26.09.2018 19:56h Actualizado: 26.09.2018 20:01 h.

2 min

Objetivo cumplido. El Barça tenía la primera prueba de fuego de la temporada y la superó con creces en el Miniestadi frente a más de 1.200 espectadores. Las azulgrana se jugaban todo en 90 minutos y tras madurar progresivamente el partido consiguieron superar a un rival que aún no se entiende cómo pudo vencer al conjunto azulgrana hace una semana. 

Con un Barça volcado en ataque desde el minuto uno, la calidad de las locales se impuso en los primeros instantes del partido. Con apenas cuatro minutos disputados, Patri Guijarro abrió el marcador desde la frontal del área después de una asistencia de Toni Duggan. Un gol que sentó como un jarro de agua fría a las visitantes que todavía estaban acomodándose a un estadio desconocido y de mayores dimensiones.

Sin opciones

Con el marcador a favor y a tan solo un gol de encarar una eliminatoria que se complicó en Kazahistán, las azulgranas han encerrado sin piedad a un BIIK-Kazygurt que apenas a tocado balón en 90 minutos. Los nervios han provocado algunas imprecisiones, pero la buena disposición táctica de las jugadoras de Fran Sánchez ha acabado con cualquier esperanza de contraataque de las visitantes. 

El Barça ha continuado con el guión estipulado, pero según han avanzado los minutos el ritmo de partido ha disminuido. Las llegadas han sido constantes, pero sin puntería para materializar las ocasiones. Leike Martens ha sido la pesadilla de la lateral Kravets que no ha podido frenar en ninguna ocasión a la holandesa. 

Con el 1 a 0 y un gol para igualar la eliminatoria se ha llegado al descanso. El Barça ha saltado al verde con la misma intensidad que en el inicio de partido y, de nuevo, cuatro minutos más tarde, Marta Torrejón ha penalizado un mal despeje de Zheleznyak que le ha regalado un balón que ha acabado en el fondo de la red. 

Jugando con fuego

Con el 2 a 0, las azulgrana han sabido mantener el resultado, aunque dos córnes consecutivos han puesto a prueba el juego aéreo de Sandra Paños. En uno de sus despejes, Leike Martens ha tenido el 3 a 0 en sus botas después de zafarse de dos defensas en ua jugada personal, pero un mal pase de la muerte a Mariona ha evitado que el Barça sentenciara la eliminatoria.

Con 15 minutos para llegar al final y el Barça jugando con fuego con un marcador tan corto, Fran Sánchez ha dado entrada a Natasha Andonova y Aitana Bonmatí, dos cambios que han un efecto inmediato. La macedonia ha mandado su primer balón al larguero y la joven promesa ha desbordado la banda en varias ocasiones en las no ha encontrado rematadora. Con el BIIK-Kazygurt obligado a estirar al equipo para buscar un gol que cambiara el rumbo de la eliminatoria en los últimos instantes, Leike Martes ha sentenciado el partido con un gol marca de la casa. Dos rivales atrás y una rosca a pierna cambiada imparable para Zheleznyak. 

El Barça ha conseguido uno de sus objetivos principales para esta temporada tras llevarse un primer susto. Ahora, solo falta conocer a su próximo rival de octavos de final en el sorteo de la UEFA que se celebrará este lunes. 

 
Hoy destacamos