Culemaníacos

Las futbolistas del Barça celebran el primer tanto del encuentro / EFE

Las futbolistas del Barça celebran el primer tanto del encuentro / EFE

El Barça se mete de lleno en la lucha por la Liga en un partido histórico

Las azulgranas vencieron (0-2) en un Wanda Metropolitano lleno hasta la bandera

Pau Beya Acero @pbeya96

17.03.2019 14:57h Actualizado: 17.03.2019 15:13 h.

2 min

Día histórico para el fútbol femenino español. El duelo que disputaron Atlético de Madrid FC Barcelona registró 60.739 espectadores y se convirtió en el partido entre clubes femeninos con más asistenTES en la historia de este deporte. El Wanda Metropolitano se llenó hasta la bandera para presenciar un encuentro que se convirtió en mucho más que una simple jornada de la Liga Iberdrola.

Algo está cambiando. Aunque la de ayer fue la cifra más elevada, no es la primera vez que un partido de fútbol femenino tiene datos de asistencia que hasta ahora eran propios de su homónimo masculino. El pasado mes de enero San Mamés también se llenó (48.121) para presenciar un duelo entre Athletic Club Atlético de Madrid.

El electrónico del Wanda Metropolitano muestra la cifra de espectadores que acudieron al encuentro / EFE

El electrónico del Wanda Metropolitano muestra la cifra de espectadores que acudieron al encuentro / EFE

Rojiblancas y azulgranas se encontraban en la 24ª jornada de la Liga Iberdrola con algo más que tres puntos en juego. Antes del partido las locales aventajaban en seis puntos a las visitantes a falta de siete jornadas para que termine el campeonato. El FC Barcelona venció (0-2), salvó el primer match ball y se mete de lleno en la lucha por el título.

Mucho respeto

Sabiendo la importancia que tenía el encuentro, ambos conjuntos saltaron al tapete con mucho respeto hacia el equipo rival. Un respeto que en algunos instantes se convirtió en excesivo. La clara ocasión de Ludmila en el 1', que detuvo la arquera blaugrana Sandra Paños, fue un espejismo en comparación con el resto de la primera mitad.

Ni unas ni otras quisieron tomar la iniciativa y en los primeros 45 minutos reinó el conservadurismo. Sin riesgos en los pases y sin volcarse en ataque, la única que aportó algo diferente al encuentro fue Oshoala, que fue creciendo a medida que pasaban los minutos. De sus botas nacieron las pocas ocasiones que generó el conjunto azulgrana.

El Atlético de Madrid acabó la primera mitad como la empezó: metiendo el miedo en el cuerpo a las catalanas. Lo hizo Ángela Sosa tras una magnífica jugada individual. La sevillana, en el vértice de la frontal, se inventó una rosca que se marchó rozando el palo izquierdo de la portería de Sandra Paños. Ahí acabó una primera parte que tuvo muy poco que reseñar.

Dominio azulgrana en la segunda

Tras la reanudación, las jugadoras del FC Barcelona saltaron al tapete del Wanda Metropolitano con otra actitud, conscientes de que los tres puntos eran vitales para continuar vivas en la lucha por el título. A medida que pasaron los minutos las azulgranas tuvieron cada vez más balón, hasta el punto de llegar a monopolizarlo.

Oshoala celebra el tanto logrado ante el Atlético de Madrid / EFE

Oshoala y Lieke Martens celebran el primer tanto del FC Barcelona / EFE

La superioridad catalana no tardó en reflejarse en el marcador. Abrió la lata Oshoala, la mejor azulgrana hoy, con la inestimable colaboración de la guardameta Lola Gallardo. La rojiblanca no atinó al salir y el balón se paseó por el área hasta toparse con la cabeza de la nigeriana que, sin oposición, remató a placer.

El tanto cayó como un jarro de agua fría para las jugadoras del Atlético de Madrid, que no mostraron ninguna capacidad de reacción. Con las colchoneras groguis, el Barça sentenció. El tanto de Toni Duggan en el 79' confirmó una victoria que sitúa al FC Barcelona a solo tres puntos de diferencia de sus máximas rivales a falta de seis jornadas para que termine el campeonato. 

 

Hoy destacamos