Culemaníacos

Guardiola y Ruben Dias, en un entrenamiento con el City / EFE

Guardiola y Ruben Dias, en un entrenamiento con el City / EFE

El central que acaba con la historia de desengaños de Guardiola

El técnico de Santpedor ha encontrado finalmente a su escudero de lujo para la defensa

Sergio Cabanelas @SCabanelas10

25.05.2021 18:40h

2 min

Pep Guardiola se ha convertido en pocos años en uno de los mejores entrenadores de la historia del fútbol. O como mínimo, en uno de los más ganadores. En solo 12 años en los banquillos, ya es el tercer técnico con más títulos en toda la historia, con 31. Solo le superan Mircea Lucescu, con 33; y Sir Alex Ferguson, con 49.

No obstante, más allá de los resultados, lo que de verdad ha hecho que el de Santpedor sea respetado tanto por rivales como por sus futbolistas es su capacidad de apostar por su fútbol de control y ofensivo, sea cuál sea la liga. Lo hizo en España con el Barça; en Alemania con el Bayern y ahora en Inglaterra con el Manchester City. 

Guardiola, en un partido con el Manchester City | EFE

Guardiola, en un partido con el Manchester City | EFE

Sin embargo, al fútbol de los equipos de Guardiola también se le pueden sacar ciertos contratiempos. La mayoría, relacionados con su defensa. Y es que al entrenador catalán siempre le ha perseguido una evidente historia de desengaños con los centrales. 

Decepciones en Barcelona y Munich

En Barcelona, Piqué (pese a llevar cuatro años de suplente en Manchester) fue su gran apuesta para un equipo en el que contaba con los veteranos Puyol, Márquez y Gaby Milito. En su primera temporada, también se fichó a un Martín Cáceres que nunca acabó de cuajar.

No obstante, su gran error llegó solo un verano después, al encapricharse en la incorporación de un defensa desconocido como Chygrynskyi, por el que el Barça pagó 25 millones al Shakhtar Donestk. Apenas jugó 14 partidos, y se convirtió en uno de los peores fichajes de Guardiola en el Barça. El curso siguiente, volvió a recurrir al mercado para reforzar su defensa, y esta vez sí acerto con la llegada de Mascherano. 

Chigrinsky, en un partido con el Barça / EFE

Chigrinsky, en un partido con el Barça / EFE

Posteriormente, en su etapa en el Bayern de Munich, también se obsesionó con la necesidad de reforzar su defensa con jugadores de gran capacidad atlética, pero que a la vez tuviesen calidad para sacar el balón controlado desde atrás. Javi Martínez y Jerome Boateng fueron sus apuestas personales. Dos incorporaciones que, lejos de ser consideradas de primer nivel, cumplieron en sus años en Baviera. 

Ruben Dias rompe la maldición

No obstante, no ha sido hasta este año que finalmente Guardiola ha conseguido contar con un defensa de primer nivel en sus filas. Primero se la jugó con un John Stones, al que el de Santpedor convirtió en el defensa más caro de la historia de la Premier League en su momento. Los 55,6 millones de euros que se pagaron por él no los ha empezado a amortizar el City hasta esta temporada. 

Tras cinco años demostrando un nivel muy alejado de la élite, Stones se ha visto beneficiado este curso por la llegada de Ruben Dias. El portugués fue la última obsesión de Pep, y esta vez ha acertado. Costó 70 millones bien gastados. Y es que en pocos meses se ha convertido en un muro impenetrable y uno de los jugadores más importantes de los citizens. Los propios aficionados lo han escogido como el mejor futbolista de la presente temporada. 

En los 52 partidos que ha liderado la zaga, el City solo ha perdido cinco. Se trata del central que ha acabado con la historia de desengaños de Guardiola en defensa. Y que podría culminar de la mejor manera posible, consiguiendo la primera Champions League del club Skyblue en su historia. 

 
Hoy destacamos