Culemaníacos

Vista aérea de un campo de fútbol / PEXELS

Vista aérea de un campo de fútbol / PEXELS

Cómo los Casinos han Cambiado el Universo del Futbol

El mundo de las apuestas siempre se ha volcado con los espectáculos deportivos, y el fútbol es el de mayor repercusión mundial

Redacción Culemanía @culemanias

23.05.2022 13:26h

10 min

El deporte ha formado parte del ser humano desde el principio de los tiempos. Las personas siempre hemos tenido predilección por competir, por enfrentarnos a otras y por querer ganar a toda costa. Con el paso de los años el deporte se ha ido profesionalizando, llegando hasta el punto en el que nos encontramos hoy en día, en el que es una de las industrias más poderosas y que más dinero mueven del mundo.

Desde hace ya unos siglos las apuestas deportivas han ido ligadas al deporte, pero nada tenían que ver con la actualidad, las cuales se caracterizan, entre otras cosas, por ser casas de apuestas que pagan rápido y que funcionan en cualquier sitio. A lo largo de este artículo hablaremos de la relevancia de las deportivas y de cómo estas han cambiado la cultura del deporte.

El origen de las apuestas deportivas

 Para hablar de su origen tenemos que remontarnos muchos siglos atrás y es que estas llevan existiendo desde que los humanos comenzaron con las actividades de ocio para rellenar sus tiempos libres: peleas de gladiadores, carreras de cuadrigas y duelos a espada. Sin embargo, a pesar de que las primeras apuestas sean tan antiguas, la popularidad de estas no llegó hasta la Edad Media. Llegaron a un punto de popularidad tal que muchos gobiernos las prohibieron, pero lo único que consiguieron con esto es que siguieran haciéndose, pero de manera clandestina. Hubo un momento en la historia en las que las de tipo deportivas dieron un golpe sobre la mesa y pasaron a ser algo legal.

Para encontrar casas de apuestas españa hay que esperar bastante más tiempo, ya que el primero en legalizarlas fue Reino Unido. En 1845 el gobierno de Reino Unido aprobó su legalización, permitiendo la apertura de centros y locales dedicados a estas, con el propósito de que parte de del dinero recaudado fuera a las arcas del Estado. Las carreras de caballos y de galgos fueron las primeras y unos años después, a principios del siglo XX, llegó el futbol, que supuso una revolución del mundo de las apuestas deportivas.

Las primeras en España

Como se ha mencionado, el primero en legalizarlas fue Reino Unido, pero tras la aparición del futbol como deporte profesionalizado, otros países de Europa empezaron a legalizar sistemas de apuestas, entre ellos España, país en el que se popularizó la más que conocida Quiniela. Los países se dieron cuenta de que eran una forma de aportar riquezas al país y de ahí que más pronto que tarde todos empezaran a legalizarlas.

Las casas de apuesta poco a poco fueron cogiendo popularidad, pero, sin ninguna duda, la llegada de internet revolucionó completamente la industria: transacciones instantáneas, resultados en vivo, apostar desde la comodidad de casa…Internet marcó un antes y un después en la industria de las apuestas deportivas.

El fútbol y las apuestas deportivas

El fútbol lleva más de un siglo siendo uno de los deportes más seguidos del mundo, pero en un principio no era tan popular como lo es ahora, principalmente porque movía menos dinero y, por tanto, no se dedicaba tanto esfuerzo en el deporte. En los orígenes del futbol, los jugadores eran miembros de la ciudad: el carnicero, el panadero, un vecino o incluso un labrador. Los miembros de un equipo de futbol eran gente del pueblo o la ciudad que estaban en un estado de forma más o menos aceptable, pero no era mucho más que eso. Debido a esto las ligas no eran profesionales, sino que se jugaba por entretenimiento en ligas amateur, pero con la llegada de las apuestas deportivas todo empezó a cambiar. Suponen movimientos de dinero y es el dinero el que controla todo. Tal y como se explicó al principio, el ser humano tiene un afán incondicional por competir y a pesar de que las primeras ligas de futbol no mostraban una calidad extrema, la competición estaba ahí y la gente comenzó a apostar en estos encuentros de fútbol y a quien iba a ganar los diferentes torneos. Este movimiento de dinero fue el que llamó la atención de la gente más rica de las diferentes ciudades y pueblos, muchos de los cuales empezaron a invertir en fichar a los mejores jugadores para que sus equipos ganaran más partidos. Así es como se empezó, poco a poco, a convertir el futbol en un deporte de verdad. El dinero atrae a más dinero y la competitividad entre clubes era cada vez mayor.

Antes de que el deporte se profesionalizara y los jugadores de los equipos tuvieran cláusulas y contratos, hubo muchas estafas y fraudes, ya que nada impedía a los jugadores apostar a favor o en contra de su equipo, lo cual llevaba a muchos equipos a dejarse ganar, ya que se llevarían mucho más dinero que con la victoria. En este punto es cuando empezaron a entrar las mafias en el mundo del futbol y de las apuestas deportivas y durante muchos años fueron los encargados de regularlas y de dirigirlas. El fútbol, con el paso del tiempo, cada vez se hacía más popular y es que los mejores jugadores ya vivían solo del fútbol, empezaban a aparecer marcas de deporte en las camisetas, publicidad…en definitiva, el fútbol se iba pareciendo cada vez más a lo que conocemos hoy en día. Las apuestas seguían siendo controladas por las mafias, pero llegó un momento en el que los gobiernos decidieron pasar a controlar el tema de las mismas y a generar beneficios para las arcas del estado. El fútbol paso a convertirse en el deporte rey en gran parte de Europa y cada vez movía más dinero.

La llegada de internet y las casas online

Todo lo mencionado hasta el momento es lo que ocurrió con las apuestas deportivas en la era pre-internet, pero con la llegada de este todo se revolucionó. Internet ha sido el causante de gran parte de los cambios que nos hacen vivir como vivimos actualmente, como una sociedad moderna y tecnológica. Los casinos  y las casas de apuestas siempre han sido lugares físicos a los que solo se podía acudir si ibas en persona a realizar tus envites. Sitios con pantallas en los que podías ver los diferentes partidos de tu deporte favorito para ir siguiendo las apuestas que habías realizado. El ambiente de estos sitios no era como el de un bar, sino que toda la gente se encontraba atenta a los resultados y no disfrutaba tanto de los partidos. Este tipo de establecimientos no han estado nunca bien vistos por la sociedad y siempre han sido considerados “peligrosos”, sobre todo para los más jóvenes.

La llegada de las casas de apuestas online ha cambiado todo radicalmente y es que mucha menos gente acude ya a las físicas,  todos prefieren hacerlo desde la comodidad y privacidad de su casa. A pesar de que tú, como desconocedor de los datos, creas que las apuestas deportivas son cosas de unas pocas personas, tengo que decirte que actualmente apuesta mucha más gente de la que puedes imaginarte, sobre todo a deportes como el fútbol, que son tan populares. En la actualidad solo necesitas de un teléfono móvil y un carnet de identidad de más de 18 años para poder empezar a apostar, ya que existen cientos de casas que funcionan a través de internet. Una vez dentro de la aplicación, con unos solos clicks, podrás apostar al equipo que quieras, de la liga que quieras y del deporte que más te guste, con una facilidad pasmosa. Para que veas las dimensiones de las apuestas deportivas en España, del total de ingresos generados, un 49% de estos provienen de las deportivas, mientras que un 29% del póker y el resto de juegos como la ruleta, el bingo o las máquinas tragamonedas.Ees decir, las deportivas generan por si solas, casi lo mismo que el resto de juegos juntos y eso son palabras mayores.

La Quiniela en España

Después de haber hecho un repaso por toda la historia juego, vamos a hablar del caso concreto de España. Como ya se mencionó brevemente en apartados anteriores, el primer formato de apuestas deportivas en España fue lo que hoy en día se sigue conociendo como Quiniela. Los orígenes no son del todo claros, puesto que hay varias teorías sobre cuál fue la primera Quiniela de todas, pero la más aceptada es que la primera jornada de la historia de la Quiniela fue la del 22 de septiembre de 1946 y está contenía tan solo 7 partidos. Este fue el primer paso hacia su regulación, ya que, como el futbol estaba más que consolidado en España, antes de la llegada de la Quiniela ya se hacían envites y “porras” para los partidos entre las diferentes peñas de seguidores de los equipos de futbol. Para que entiendas el contexto de la época y el éxito que tuvo la primera Quiniela, a continuación, se muestran los datos de esta:

  • Se jugaron 38.530 boletos diferentes. Algo relevante, ya que la población de España en 1946 era bastante más baja que ahora, aproximadamente la mitad.
  • Cada boleto tenía un coste de 2 pesetas, por lo que la recaudación total fue de 77.060 pesetas.
  • Los premios que se entregaron en esa primera jornada de la Quiniela fueron: 9.603 pesetas para los dos primeros acertantes de primera categoría, 7.202 pesetas para el único acertante de segunda categoría, 4.801 pesetas para el único acertante de tercera categoría y 59 pesetas para los 58 acertantes de cuarta categoría.

No fue hasta 1948 cuando se instauró el actual sistema 1 x 2 de la Quiniela, en la que el apostador podía decidir si apostar a que ganaba el equipo local (1), ganaba el equipo visitante (2) o si había empate (x). Desde este año hasta la actualidad, las reglas de la Quiniela se han mantenido prácticamente intactas y es que tan solo ha cambiado el número de encuentros presentes en el boleto y unos pocos detalles insignificantes. A lo largo de todos los años de historia de la Quiniela, esta ha recaudado más de 11.000 millones de Euros. Un dato curioso es que en 1952 apareció el primer millonario, Saturnino García Pereda, la primera persona que cobró más de un millón de pesetas a través de la Quiniela.

Las apuestas online en España

La Quiniela sigue existiendo en España, sin embargo, su popularidad ha bajado considerablemente tras la globalización de las casas online. Estas llevan operando ya bastantes años, pero en España no llegaron hasta 2008, cuando Willian Hill se asoció con empresas españolas para ofrecer sus productos a los habitantes de este país. A pesar de que hasta 2008 no llegaron las online a España, fue en 2006 cuando el gobierno introdujo las leyes necesarias para permitir las apuestas en línea, que hasta entonces estaban prohibidas. Algunos juegos de casinos como el póker o las tragamonedas online, tuvieron que esperar unos años más, pero las apuestas deportivas comenzaban ahí su camino hacia lo que son hoy en día.

En los primeros años de las casas de apuestas online, era necesario proporcionar bastante información para realizar los depósitos para apostar, las transacciones eran muy lentas y había muy pocos portales, por lo que la competitividad era muy baja y todos solían apostar en los mismos sitios. Con el paso de los años esto ha ido cambiando y cada vez fueron aparecido más casas con cuotas diferentes, bonos y promociones para captar la atención de más clientes, publicidad y todo tipo de estrategias para crecer.

La popularidad de las apuestas deportivas en España ha alcanzado ya unos niveles desorbitados y es que hay pocos seguidores del fútbol que no apuesten nunca. Es contradictorio, pero la gente ya no apuesta porque le gusta el futbol, sino que hay muchas personas que ven el futbol porque les gusta apostar. De hecho, en España ha comenzado a popularizarse la emisión de partidos de otras ligas extranjeras, principalmente porque la gente disfruta de verlas gracias a que tienen dinero apostado a encuentros de esa liga en cuestión. La publicidad de las casas de apuestas actualmente es una cosa descontrolada y es que, a pesar de que hace unos años este tipo de sitios eran considerados un tema “tabú”, hoy en día te puedes encontrar publicidad de estos incluso en las camisetas de algún equipo de futbol, lo cual puede resultar irónico, pero es que estas casas mueven cantidades ingentes de dinero, suficientes para poder publicitarse en cualquier medio.

El presente y el futuro del fútbol

No hay ninguna duda de que el fútbol ha evolucionado en los últimos años y las apuestas deportivas tienen mucho que ver en este cambio. A pesar de que el futbol, como sentimiento, cada vez mueve menos gente, su número de seguidores sigue aumentando, es decir, cada vez hay menos forofos y fanes incondicionales del fútbol, pero cada vez es más seguido y esto es gracias a las apuestas deportivas.  La emoción que crea en las personas el ver un partido en el que han hecho una apuesta, independientemente de que no sean seguidores de ninguno de los dos equipos, no tiene precio y eso es lo que hace que las apuestas deportivas sean tan populares. Mucha gente puede pensar que solo son relevantes cuando hay partidos de equipos grandes, de equipos con grandes aficiones, pero esto está muy lejos de la realidad, puesto que la gente apuesta a segundas e incluso terceras divisiones de un país, donde los seguimientos de los equipos son más difíciles y las cuotas por acierto mucho más altas.

Existen verdaderos eruditos del fútbol en España, gente que estudia e investiga la situación de los diferentes equipos para aumentar sus probabilidades de acertar sus apuestas y ganar dinero. Que las apuestas se hayan hecho tan populares ha traído consigo que aparezcan apostadores profesionales, gente que vive de apostar y de asesorar a otras personas sobre como apostar su dinero, es decir, las deportivas se han convertido en algo muy serio. En España el deporte principal es el fútbol, pero esto no es igual en todo el mundo, depende de las tradiciones del país. Por ejemplo, en Estados Unidos, el baloncesto y el fútbol americano son los deportes más seguidos y, por ello, los deportes a los que más apuesta la gente.

Con respecto al futuro del fútbol y de las apuestas deportivas, es difícil prever lo que va a pasar, porque estamos en un mundo tan cambiante y en el que la tecnología es tan protagonista, que es muy difícil hacer predicciones. El sistema online que existe ahora es bastante eficaz y gusta mucho a la gente, por lo que es bastante poco probable que este vaya a cambiar mucho próximamente. La llegada de avances como el metaverso puede que revolucionen el mundo de las apuestas deportivas tal y como las conocemos, pero de momento tendremos que esperar un tiempo para poder ver los cambios que esto va a suponer. Puede que sea una revolución total o que todo quede en la teoría y nunca llegue a ningún sitio. Solo nos queda esperar y disfrutar de las apuestas deportivas actuales.

--

Contenido patrocinado

 
Hoy destacamos