Culemaníacos

Gil Manzano en el clásico / EFE

Gil Manzano en el clásico / EFE

El escándalo de Gil Manzano en datos: ¡robó cinco minutos al Barça!

El clásico se debería haber prolongado hasta el 99'

Redacción Culemanía @culemanias

12.04.2021 20:01h

2 min

La actuación de Gil Manzano en el clásico del pasado sábado en Valdebebas sigue coleando. Los tres posibles penaltis no pitados del Real Madrid sobre el FC Barcelona levantaron mucha polémica, especialmente el último, de Mendy sobre BraithwaiteKoeman exclamó en la sala de prensa que el penalti era "clarísimo".

Gerard Piqué también protestó. El central azulgrana, que se infiltró el viernes aunque finalmente no jugó, bajó al terreno de juego tras el encuentro para conversar con el colegiado extremeño. El futbolista catalán no daba crédito con el tiempo que añadió Gil Manzano tras los 90 minutos reglamentarios: "Es acojonante", exclamó.

¡Nueve minutos!

Un reportaje de El Golazo de Gol da la razón a Piqué y demuestra que el árbitro quitó cinco minutos de juego al FC Barcelona para empatar. El mencionado medio ha demostrado que se perdieron más de cuatro minutos en sustituciones, más de dos por los problemas técnicos del VAR y más de tres en protestas y otro tipo de pausas.

Gerard Piqué discutiendo con Gil Manzano en el clásico / REDES

Gerard Piqué discutiendo con Gil Manzano en el clásico / REDES

Aunque es cierto que nunca se cuenta todo el tiempo en que el balón está parado, pues los partidos se irían por encima de los 100 minutos, no deja de sorprender que haya tanta diferencia entre lo que añadió Gil Manzano (cuatro minutos) y el tiempo total que se perdió, que se eleva hasta los nueve minutos y 50 segundos.

Si el añadido hubiera sido mayor, el FC Barcelona hubiera tenido más oportunidades de buscar el empate. De hecho, no pudo exprimir más el tiempo de juego. Ter Stegen se incorporó al ataque en la última jugada a balón parado e Ilaix estrelló el balón en el larguero justo antes de que Gil Manzano señalara el final del partido.

Añadidos exagerados

Aunque suele ser extraño que los encuentros se alarguen más allá del 95' o el 96', ha habido casos recientes en la Liga española que demuestran que es posible. El año pasado, en el duelo entre Levante Getafe de la última jornada, se añadieron 10 minutos por dos intervenciones del VAR en la segunda mitad.

La polémica está servida. Está claro que, fuera cual fuera el añadido, hubiera generado controversia de un lado o del otro. Si Gil Manzano hubiera añadido siete u ocho minutos, hubiera sido el Real Madrid el que se hubiera quejado si el FC Barcelona hubiera empatado.

 
Hoy destacamos