Culemaníacos

Debut y gol para Dani Olmo, con la selección española absoluta/ EFE

Debut y gol para Dani Olmo, con la selección española absoluta/ EFE

La historia de Dani Olmo como canterano del Barça

El catalán, estrella de la Roja en el Italia-España, pasó siete años en la Masía

Carlos Vázquez

07.07.2021 13:11h

2 min

La noche de ayer nos dejaba una de las decepciones más grandes de la Roja en la historia reciente, pero no todo fue negativo. En el Italia-España de esta Eurocopa hubo un nombre que brilló con luz propia: Dani Olmo.

Dani Olmo pelea un balón con Bonucci, en el partido contra Italia / EFE

Dani Olmo pelea un balón con Bonucci, en el partido contra Italia / EFE

El egarense fabricó multitud de ocasiones y fue una de las piezas claves del equipo en el último tercio del campo, algo que lleva años haciendo en el fútbol croata y ahora alemán. Antes de destacar con el Dinamo de Zagreb, sin embargo, tuvo una importante etapa como blaugrana, en la que se empezó a formar el futbolista que es ahora.

Etapa formativa

Pese a que empezó su carrera como un niño en el equipo de su ciudad natal, el Terrassa, fue rápidamente captado por la cantera del RCD Espanyol, lugar en el que pasó poco tiempo ya que con 9 años de edad, en 2007, el FC Barcelona le fichó para pasar a la dinámica de trabajo de la Masía y formarse como futbolista. Pasó siete años en la cantera: especialmente fructífero fue su paso por el cadete, en el que fue máximo goleador y capitán del equipo.

Durante esa época Olmo creció con el fútbol, ya que más allá de la cantera del Barça, Olmo también tenía (y tiene) influencia del balón en casa. Su padre, Miquel Olmo, fue futbolista y ejerció de entrenador de equipos catalanes de Segunda y Tercera División durante la infancia de Dani.

Dani Olmo, en un partido con el Dinamo de Zagreb | REDES

Dani Olmo, en un partido con el Dinamo de Zagreb | REDES

En 2014, sin embargo, Dani Olmo dejó de ver claro su futuro como culé. En una carta abierta en The Players Tribune de hace unos meses, Olmo contaba que por entonces sintió que “corría el riesgo de perderse en el sistema” y de “transformarse en un jugador más sin un camino claro hacia el primer equipo”, algo que no quería. Así que tomó una decisión arriesgada: con tan solo 16 años de edad se fue al Dinamo de Zagreb. Pese a que en teoría iba a ser incorporado en el filial del club croata, pudo disputar algunos minutos en el primer equipo ya en su primer año allí.

Hasta 2017 Dani Olmo alternó apariciones con primer y segundo equipo, pero fue en ese año (y pese a las dudas sobre su futuro en ese país) en el que dio un paso hacia delante. En 20 partidos, Olmo anotó 5 goles y se ganó un puesto fijo en el primer equipo. En 2018, metido de lleno en la dinámica del club, jugó 37 partidos y marcó 10 goles, y sumó apariciones en la Europa League, donde debutó con gol y asistencia.

El gran salto

Fue a partir de su destacada temporada 2018/19 que muchos clubes europeos empezaron a interesarse en él. Pese a que no pudo salir en verano de 2019, la carrera de Olmo daría un gran salto de calidad cuando en el mercado de invierno de 2020, el RB Leipzig le fichase, impresionado por sus recientes apariciones en la Champions League. El egarense dejó al club que considera su segunda casa para emprender más retos en una gran liga como la alemana, pese a que también tuvo ofertas de clubes como el AC Milan, el Tottenham o incluso el club en el que se formó, el FC Barcelona.

Dani Olmo con el Red Bull Leipzig / EFE

Dani Olmo con el Red Bull Leipzig / EFE

Dani Olmo también ha destacado más allá de los clubes. En el panorama nacional, fue una de las estrellas de la España sub-21 que ganó el Europeo, competición en la que metió 3 goles y repartió una asistencia. Además, a sus 23 años de edad ya suma 16 partidos con la selección absoluta, en los que ha marcado 3 goles y dado exhibiciones como la de anoche.

Actualmente, Dani Olmo tiene contrato con el RB Leipzig hasta verano de 2024, pero quien sabe si partidos como el que disputó ante Italia pueden hacer que algún club de mayor entidad que el alemán decida apostar por él.

 
Hoy destacamos