Culemaníacos

Kyle Kuric, en una acción del partido entre el Barça y Bayern, en la Euroliga / FCB

Kyle Kuric, en una acción del partido entre el Barça y Bayern, en la Euroliga / FCB

Kuric se viste de héroe en la épica victoria del Barça contra el Bayern

Los azulgranas sufren para conquistar otra victoria en la Euroliga

Ángel Álvarez

01.02.2022 22:50h Actualizado: 01.02.2022 22:59 h.

1 min

Notable presentación de los azulgranas en el Palau Blaugrana. El equipo de baloncesto del Barça obtuvo una victoria de infarto (71-66) contra el Bayern de Múnich, en una nueva jornada de la Euroliga. El compromiso fue exigente para los culés desde el comienzo, especialmente por la solidez defensiva de su rival; no obstante, la heroica figura de Kyle Kuric (20 puntos) permitió a los dirigidos por Jasikevicius conseguir un nuevo triunfo.

Intensa igualdad

El enfrentamiento comenzó con una dominante exhibición de las defensas de los conjuntos. Si bien es cierto que tanto el Barça como el Bayern no estuvieron precisos en ciertas jugadas ofensivas, la realidad es que las defensas mostraron una versión muy competitiva. En el primer cuarto los dos conjuntos terminaron con una igualdad de pocos puntos (9-9).

Del mismo modo, el segundo cuarto también fue igualado, pero en este caso con los dos equipos destapándose en ataque. Del lado culé, Kyle Kuric fue fundamental con dos triples consecutivos para animar a los suyos; sin embargo, del costado bávaro Deshaun Thomas pudo mantener a su conjunto en el liderado. Los rivales del Barça arribaron al descanso con una leve ventaja en el marcador (28-29).

Dante Exum, protegiendo el balón contra un jugador del Bayern / FCB

Dante Exum, protegiendo el balón contra un jugador del Bayern / FCB

Tensión en el Palau

El descanso fue suficiente para que Sarunas Jasikevicius consiguiera ajustar ciertos aspectos del juego azulgrana. Al gran partido ofensivo de Kuric también se sumó Dante Exum con seis puntos en el tercer cuarto. A nivel defensivo, el elenco catalán anuló por completo al contrario, a tal punto de necesitar pocos puntos para revertir la situación en el marcador (45-41).

Sin embargo, la tensión del último cuarto mantuvo a la afición en el Palau Blaugrana con los nervios de punta. El Bayern comandó gran parte de esos minutos, en especial por su gran efectividad con los triples. En esos tramos de máxima exigencia, volvió a aparecer la figura de Kyle Kuric para devolver la calma a los suyos. El mencionado jugador comandó al Barça con varios puntos decisivos, que permitieron conquistar el anhelado triunfo en casa.

 
Hoy destacamos