Culemaníacos

Una foto de Dembelé y Coutinho durante un partido del Barça / Twitter

Una foto de Dembelé y Coutinho durante un partido del Barça / Twitter

El problema de Coutinho, Bale, Dembelé y James que atormenta a Barça y Madrid

Sus altos salarios provocan grandes dificultades para colocar a aquellos jugadores que ya no les interesan

Guillem Andrés

12.05.2020 14:50h Actualizado: 12.05.2020 15:20 h.

2 min

Barça y Madrid se encuentran actualmente ante un cambio de generación en sus plantillas. Los blancos ya lo han empezado a hacer en los últimos años, mientras que a los azulgranas les ha costado más desprenderse de jugadores que han dado mucho al club. Sin embargo, ambos equipos cuentan con varios futbolistas que superan la treintena y que ya han superado su pico de forma. 

Para hacer esta revolución en la plantilla, por lo tanto, hacen falta dos circunstancias. Vender aquellos jugadores que crees que ya han dado todo lo que podían dar al club y fichar a otros de más jóvenes que puedan aportar un aire fresco. De esta manera, en el Camp Nou todo indica que Rakitic y Arturo Vidal no seguirán. Las dos grandes potencias españolas, no obstante, se encuentran ante un problema cuando se quieren sacar de encima a algunos de sus futbolistas: sus salarios.

Según un estudio de Sports Intelligence realizado hace poco meses, el Barça y el Madrid son los equipos más se gastan en los salarios de sus plantilla; con una media de 11,09 y 10,06 millones de euros respectivamente. En la clasificación les siguen la Juventus (9,1 M€), PSG (8,06 M€), Manchester City (7,88 M€), Bayern Múnich (7,32 M€), Manchester United (6,91 M€), Atlético de Madrid (6,35 M€), Liverpool (6,24 M€) y Arsenal (5,39 M€).

Los jugadores de Barça y Real Madrid se saludan tras un clásico | EFE

De este modo es evidente que los catalanes y madrileños lo tienen complicado para colocar a aquellos jugadores que ya no les interesan. Algunos grandes clubes sí que pueden asumir sus salarios, pero aquellos que están en un segundo escalón les cuesta más. Esto, por lo tanto, acaba evocando a que el precio del traspaso sea inferior para así poder asumir la ficha.

Estas dificultades, además, se agravan cuando se tratan de aquellos futbolistas que fueron fichados como grandes estrellas y superan los 10 millones de euros de salario.

Coutinho y Dembelé en la puerta de salida

La salida de Neymar en verano del 2017 supuso un gran golpe de efecto para el mercado de fichajes. La del brasileño se convirtió en la operación más cara del fútbol, con 222 millones de euros. El Barça tuvo que buscar su recambio, pero se encontró con que los otros clubes sabían que tenían una gran cantidad de dinero que habían ingresado.

Asimismo, primero Dembelé y después Coutinho se convirtieron en los fichajes más caros de la historia del club. Su rendimiento, en cambio, no ha ido de acuerdo al precio que se pagó por ellos y el Barça se plantea venderlos; especialmente al brasileño.

Ousmane Dembelé en un encuentro del Barça / EFE

Sus fichajes como auténticos cracs también se reflejó en sus salarios. Dembelé cobra 12 millones de euros anuales y Coutinho 13,5. Solo con esas dos fichas, la masa salarial del equipo sube sustancialmente. De hecho, el club ya hace tiempo que tiene un problema con este aspecto y por eso fue de los primeros en tener que acordar una rebaja salarial.

En una época en la que los clubes no tendrán mucho dinero debido al parón de la competición, habrá que ver si los posibles compradores podrán asumir esas fichas.

Grandes fichas para jugadores con poco protagonismo

En el caso del Madrid también se encuentran en una situación parecida con Bale y James. El galés ha tenido algunos comportamientos inadecuados y Zidane no ha podido contar con él en varios partidos debido a su lesión. El ex del Tottenham, además, cobra más de 15 millones de euros. En el caso del colombiano, su presencia ha sido escasa después de su cesión en el Bayern de Múnich, mientras que su salario es de 8 millones de euros.

Gareth Bale, en un partido con el Real Madrid | EFE

A su vez, el Atlético de Madrid también ha ido aumentando los salarios y se puede encontrar con el mismo problema. En su caso, algunos jugadores que se plantean vender también tienen unas fichas muy altas. Diego Costa cobra 9 millones de euros, Lemar 7 millones y Vitolo 5 millones.

 
Hoy destacamos