Culemaníacos

Rakitic, Messi, Suárez y Coutinho felicitan a Dembelé tras su gol en el Real Sociedad-Barça / EFE

Rakitic, Messi, Suárez y Coutinho felicitan a Dembelé tras su gol en el Real Sociedad-Barça / EFE

Rechazo generalizado a la nueva 'camiseta mantel' del Barça

Tras la filtración del primer equipaje de la temporada 2019-20, los aficionados critican la falta de respeto de la directiva a la historia de los colores azul y grana

Claudia Granja @c_granjafranch

19.09.2018 12:04h Actualizado: 19.09.2018 13:42 h.

2 min

La nueva camiseta del Barça para la temporada 2019-20 ya está decidida. Este martes, varios medios filtraron el diseño de la nueva zamarra azulgrana para el curso que viene. El modelo, que un año más ha diseñado y confeccionará Nike, ha provocado reacciones de todo tipo en las redes sociales, aunque la mayoría de aficionados ha expresado su rechazo y carga contra quienes han aceptado que las rayas pasen a la historia.

Por primer vez desde su fundación en 1899, en la camiseta del Barça no habrá ninguna línea, ni vertical ni horizontal, y los colores se repartirán en cuadros, un modelo muy parecido al que luce la selección de Croacia. Algunos directivos del club y responsables del área de marketing ya han visto el nuevo modelo y han dado el visto bueno para que se inicie su producción.

El mismo rechazo que en 2015

En esta última década, el Barça ya ha apostado por dos modelos que han acabado con la tradición del club. Primero fue en la temporada 2015-16, cuando la entidad presentó su primera camiseta. Por aquel entonces, con todavía Andrés Iniesta capitaneando la nave, el Barcelona hizo oficial un cambio: líneas horizontales. Una camiseta que generó un gran rechazo en un principio, pero que acabó convenciendo a los aficionados y con la que se conquistaron la Liga y la Copa del Rey a las órdenes de Luis Enrique.  

Una foto de la equipación del Barça de la temporada 2015-2016

Una foto de la equipación del Barça de la temporada 2015-16

De momento, pocas opiniones apoyan el nuevo modelo y los culés han recurrido a las redes para mostrar su disconformidad por el cambio de estilismo. De momento, solo se ha podido ver una imagen. La camiseta contará con 18 cuadros en la parte frontal --que continuarán en la parte trasera-- y que intercalarán el azul y el rojo. Las hombreras serán todas azules. El azul será el de siempre, pero parece ser que la tonalidad dejará de ser grana --tal y como ha sido históricamente-- para pasar a un rojo pasión. Ello también ha servido para criticar la novedad. Un año más, la polémica en torno a la camiseta vuelve a generar controversia.

Otros, aunque una clara minoría, han mostrado su apoyo a la propuesta en una apuesta clara por el marketing y la evolución. 

 
Hoy destacamos