Hablemos del Barça

Núria Casas

Riqui Puig está descentrado

Núria Casas

Núria Casas @casasnuria

10.12.2019 08:54h

1 min

Una de las promesas de la Masia que puede seguir el camino de Munir o Deulofeu si no hace un stop en el camino y empieza a meditar. Sobre sus cualidades como futbolista  alos 20 años nadie duda, aunque todos sabemos que de un equipo de primera o el filial blaugrana al primer equipo, hay una diferencia tan espectacular que pocos llegan y se quedan. Además, el de Matadepera tampoco es un chaval...

Me viene sorprendiendo sus últimas declaraciones. Agradecida porque los jugadores hablen, se mojen e interactúen con la prensa pero también atónita escuchar a un jugador del filial ningunear a un cargo técnico, Kluivert, aunque podamos compartir muchos puntos de vista en común si tuviera una charla con él. No es propio de un jugador que requiere de más oportunidades en el club azulgrana, ir abriendo el melón de las polémicas. Y él lo hizo, valiente, decidido y con aquella inocencia a sin miedo a nada que te da la juventud.

Pero la juventud también te despista. Y en esto anda Riqui Puig. El equipo, poco a poco, va tomando el rumbo. Faltan entrenos duros de tiempos atrás pero la responsabilidad de los cracs, aunque no pasaba por su mejor momento, empieza a reflotar con las ganas que generan hacer grandes cosas en Europa. En esta transformación se ha quedado Riqui Puig, que piensa más en las actividades nocturnas que diurnas. Debe tener un responsable de comunicación propio o su mánager o el entorno familiar que lo reconduzca.

La convocatoria contra el Inter puede ser su gran oportunidad, aunque son las migas que da Valverde después de saber que la Champions la tienen bien agarrada. Como reacciona Valverde ante las actitudes de ciertos jugadores como Piqué es una cosa. Y como lo hace con otros como Riqui Puig es otra. El txingurri no tiene reparos en amonestar a aquellos que no responden y deberíamos reflexionar del porqué de las cosas cuando uno u otro no salen al campo.

 
Hoy destacamos