Merengadas

Zidane en la rueda de prensa previa al partido contra el Galatasaray / EFE

Zidane en la rueda de prensa previa al partido contra el Galatasaray / EFE

El último conflicto con Florentino Pérez que pone a Zidane en la picota

El técnico francoargelino pasa por horas muy bajas en el Real Madrid

Pau Beya Acero @pbeya96

22.10.2019 01:53h

2 min

Hace poco más de medio año, en plena crisis deportiva, Florentino Pérez recurrió a Zinedine Zidane como el último recurso para revertir la complicada situación que atravesaba el Real Madrid. En menos de una semana, el equipo blanco se había quedado sin opciones en Liga y había sido eliminado de la Copa del Rey y la Champions.

El técnico francoargelino debía hacer mejorar el juego del equipo y ejecutar la famosa limpieza para desprenderse de todos aquellos jugadores cuyo nivel había bajado de forma alarmante. Pasados los meses, Zizou no ha logrado ni una cosa ni la otra. Los futbolistas siguen siendo los mismos y las sensaciones del conjunto blanco sobre el terreno de juego, también.

Enfado

La crisis de la entidad de Chamartín se agudizó el pasado sábado tras la primera derrota de Liga en Mallorca. El Real Madrid completó uno de los peores encuentros del curso y perdió el liderato que ostentaba desde hacía jornadas. Hasta el duelo de San Moix los resultados ocultaban el mal juego del equipo. Ahora es inevitable preguntarse si Zidane es el entrenador adecuado para el club blanco.

Zidane en el banquillo contra el Mallorca / EFE

Zidane en el banquillo contra el Mallorca / EFE

Además, la propuesta de Zidane para el partido frente al conjunto bermellón no gustó nada a la directiva, según reveló este lunes el programa Jugones de La Sexta. De acuerdo con el mencionado espacio, la cúpula de Concha Espina no entendió que en un encuentro donde el Real Madrid se jugaba el liderato el técnico apostara por una alineación pensada en reservar jugadores y dar descanso.

Era un sinsentido, en especial teniendo en cuenta que el clásico previsto para el próximo sábado finalmente ha sido aplazado. Por si fuera poco, no gustó nada en el seno de la entidad de Chamartín que tras la derrota el técnico francoargelino ni siquiera diera una charla a sus jugadores y se limitara a actuar como si no hubiera pasado nada.

Ultimátum

La derrota, la alineación y su actitud tras el partido dejan a Zidane en una situación muy comprometida. Tanto que el duelo de este martes en Estambul frente al Galatasaray se presenta como un ultimátum. Si el Real Madrid gana, el exfutbolista ganará crédito para las próximas semanas.

Zidane dirigiendo el Real Madrid en Mallorca / EFE

Zidane dirigiendo el Real Madrid en Mallorca / EFE

Si pierde, el conjunto blanco quedará sin margen de error en la Champions League y él, al borde de la destitución. Florentino Pérez empieza a dudar que sea el entrenador idóneo para el Real MadridMourinho Allegri esperan su momento con discreción.

 

 
Hoy destacamos