Merengadas

Una foto de archivo de Gareth Bale durante un partido / EFE

Una foto de archivo de Gareth Bale durante un partido / EFE

Las declaraciones que liquidan a Gareth Bale en el Real Madrid

El galés criticó a Zidane en una entrevista para FourFourTwo

Pau Beya Acero

06.02.2019 19:25h

2 min

La situación de Gareth Bale en el Real Madrid es más tensa que nunca. El galés siempre ha sido el protegido de Florentino Pérez y estaba llamado a ser el sustituto natural de Cristiano Ronaldo tras su marcha a la Juventus, pero en las últimas semanas ha perdido su estatus de titular por culpa de Lucas Vázquez Vinicius Júnior.

El gallego es imprescindible para Solari desde su llegada y el brasileño demostró durante el mes de enero que es el futbolista que necesitaba el equipo blanco para ser mucho más temible ofensivamente. El galés se acaba de recuperar de su lesión y deberá trabajar mucho si quiere volver a la titularidad, pues el técnico argentino ya ha demostrado que no se casa con nadie. 

Sus últimas declaraciones no ayudan. En una entrevista para FourFourTwo ha arremetido contra la figura de su penúltimo entrenador, Zinedine Zidane, que dejó la disciplina blanca el pasado mes de julio tras ganar tres Champions consecutivas.

"No he vuelto a hablar con él"

Bale explicó que el técnico francés no le dijo nada de su salida y reconoció que su relación con Zizou no era la mejor: "Era buena, pero no diría que éramos mejores amigos. Era una relación normal de profesionales". Uno de los aspectos que molestó al galés fue su suplencia en la última final de la Champions.

Zinedine Zidane y Gareth Bale en la banda en un encuentro de la última temporada / EFE

Gareth Bale escucha a Zinedine Zidane en un encuentro del Real Madrid en la última temporada / EFE

"Me sentí realmente frustrado" señaló el delantero, que cree que tenía motivos suficientes como para formar parte del once titular porque "había jugado bastante bien desde la última lesión, marqué cinco goles en los últimos cuatro partidos de Liga y sentía que merecía estar desde el principio del encuentro".

El futbolista admitió que en el momento en el que entró al terreno de juego "todavía estaba un poco enfadado, tenía muchas ganas de salir, y probablemente es por ese motivo por el que hice lo que hice".

Bale, humilde con su golazo

"No sentía que tuviera algo que demostrar, sino que quería hacerlo por mí y por el equipo. Si juegas cualquier final quieres irte a casa con el trofeo, no importa cómo. Si eso significa esperar a los últimos 30 minutos que sea así" aunque no dudó en señalar que ha visto esa jugada "un par de veces".

Gol de Gareth Bale contra el Liverpool (3-1) en la final de la Champions / EFE

El gol de Gareth Bale en la última final de la Champions / EFE

Esta última frase resume lo que debería ser el espíritu de Bale en lo que queda de temporada. Si piensa en el equipo y demuestra actitud sus oportunidades con Solari llegarán. De lo contrario, Isco puede ir preparándole un sitio a su lado en el banquillo.

 

Hoy destacamos