Merengadas

Gareth Bale manda un beso tras marcar frente a la Roma / EFE

Gareth Bale manda un beso tras marcar frente a la Roma / EFE

Vergüenza: Gareth Bale se libra de la sanción por el corte de mangas

El polémico futbolista del Real Madrid encuentra un aliado en el Comité de Competición

Redacción Culemanía @culemanias

27.02.2019 12:23h Actualizado: 28.02.2019 13:31 h.

1 min

Nueva vergüenza en la Liga española. Gareth Bale queda impune después del corte de mangas que dedicó a la afición del Atlético de Madrid (o a quién sabe quién) el pasado 9 de febrero en el derbi madrileño. Se esperaba una sanción ejemplarizante

El Comité de Competición de la Federación Española ha archivado este miércoles la denuncia de la Liga contra el futbolista por su despectivo gesto en el Wanda Metropolitano. El señalado jugador galés del Real Madrid realizó el corte de mangas tras marcar el 1-3 en el duelo disputado entre el Atlético y el Madrid. Entiende Competición que nadie puede garantizar que ese gesto iba dedicado al público y que en el acta no aparece.

El Comité de Competición da la razón a Gareth Bale

Varios días después del partido, concretamente el 15 de este mes, el organismo presidido por Javier Tebas envió una denuncia al Comité de Competición donde afirmaba que en el gesto del extremo blanco "se acredita fehacientemente una actuación contraria al régimen jurídico previsto en el referido Código Disciplinario de la RFEF".

Describía lo ocurrido e incluso entraba en el detalle de las sanciones que podrían haberle caído a Bale. "Las posibles sanciones para esas provocaciones varían en función de si concurre esa conducta configuradora del tipo infractor: que la provocación obtenga el propósito perseguido de provocar la animosidad del público. Si se produce, se sancionará al infractor con suspensión de cuatro a doce partidos; si no se obtiene la animosidad del público, la suspensión será de uno a tres partidos o por tiempo de hasta un mes. Esto siempre que el Comité considere que la celebración denunciada supone una provocación al público", explica la Liga.

Y, finalmente, ha sido esta última frase la que ha prevalecido en el ánimo del Comité de Competición. Para el organismo federativo, lo que hizo Gareth Bale no es merecedor de sanción alguna.

 
Hoy destacamos