Merengadas

Una foto de Luca Zidane durante un calentamiento con el Real Madrid / RM

Una foto de Luca Zidane durante un calentamiento con el Real Madrid / RM

Zidane acaba con la polémica sobre la portería

El técnico francés, cuestionado por la titularidad de su hijo ante el Huesca, zanjó la polémica aludiendo a la próxima temporada

Claudia Granja @c_granjafranch

02.04.2019 12:56h

1 min

Zinedine Zidane apostó por su hijo, Luca Zidane, para dar relevo a la portería blanca ante el colista. Una apuesta inesperada que acaparó todos los focos de atención pese al inusual once que puso en el terreno de juego. Un once plagado de reservas que casi le cuestan los tres puntos al equipo blanco y que solo su flor y la calidad de Benzema pudieron salvar sobre a bocina. 
Luca apenas tuvo incidencia en el juego. Ni para bien, ni para mal. Los dos goles encajados eran imparables y apenas estuvo exigido el resto del encuentro. Su mayor virtud fue un saque de portería de 80 metros que puso contra las cuerdas a la defensa aragonesa, pero poco más se pudo ver de un cancerbero al que muchos achacan su presencia en Chamartín dado su apellido.

El debate

Con las redes sociales descabezando al joven guardameta, Zidane no pudo evitar ser cuestionado por ello durante la rueda de prensa previa al choque ante el Valencia de este miércoles. Unas preguntas con las que tuvo que lidiar el entrenador blanco que además también tiene una relación sentimental inevitable como padre del futbolista. 

Preguntado por quien de los tres será el guardameta titular, Zidane remarcó que fue una decisión dado el rival y zanjó el tema de la forma más tajante posible, aunque sin despejar incógnitas: "Depende de los porteros que tenga. De momento hay tres buenos y vamos a acabar con ellos, pero no vamos a tener este tema de los porteros el próximo año, va a ser bien claro".

Una foto de Luca Zidane durante el partido ante el Huesca / EFE

Una foto de Luca Zidane durante el partido ante el Huesca / EFE

Una situación que abre de nuevo la lucha interna entre Keylor Navas, el favorito de Zidane, y Thibaut Coutrois, la apuesta de Florentino Pérez, y deja sensiblemente relegado al banquillo a Luca Zidane. Un escenario que no gusta al hijo de la leyenda francesa, pero por lo que Zidane aseguró que el apellido no jugará a su favor: "Los que me conocen saben que Luca está aquí por sus méritos propios. Es un jugador de esta plantilla y del club desde hace 16 ó 17 años como Carvajal, nada más. La gente que opina y quiere ir por lado personal me da igual".

Si la decisión de Zidane es dejar a su hijo en el banquillo, Luca tendrá que buscar otro destino que le ofrezca más minutos.

 

Hoy destacamos