Palco

Alfons Godall durante su vicepresidencia en el Barça / EFE

Alfons Godall durante su vicepresidencia en el Barça / EFE

Alfons Godall: “Laporta quiere exigir responsabilidades”

El nuevo vicepresidente de la Fundació Barça ha valorado la actualidad reciente del club

Carlos Vázquez

19.08.2021 16:30h

3 min

Alfons Godall, mano derecha de Joan Laporta durante la primera etapa de este como presidente, será ahora vicepresidente de la Fundació Barça, justo por debajo de Marta Segú, una de las mujeres de confianza de Laporta.

Marta Segú y Alfons Godall en un fotomontaje / Culemania

Marta Segú y Alfons Godall en un fotomontaje / Culemania

En una entrevista concedida al Tu diràs de RAC1, Godall analizó la actualidad del Barça en los primeros meses de Joan Laporta como presidente del club, y sus declaraciones fueron casi monopolizadas por el tema más reciente: la comparecencia de Laporta para explicar la due diligence del club y contestar a la carta de Bartomeu.

Sobre la acción de responsabilidad

Godall, al ser preguntado sobre si sería partidario de una acción de responsabilidad contra la anterior junta, el vicepresidente de la Fundació ha respondido que “a nadie le gusta hacer sufrir a terceras personas”, y que él recuerda la anterior acción, que sufrió, y afirma que no se lo desea “a nadie”: “Es horroroso. Es la ruina, mucho dinero”.

Joan Laporta comparece para explicar la due diligence / EFE

Joan Laporta comparece para explicar la due diligence / EFE

Sin embargo, no todo es compasión. Godall también declaró que pese a ello, Rosell y Bartomeu “lo hicieron” aunque luego intentaran “repararlo con acuerdos”. Además, el directivo añade que, objetivamente, “si hay pérdidas, alguien tiene que responder”, aunque tiene en cuenta el factor personal: “Personalmente hablando, nadie quiere enviar familias a la ruina, aunque también es verdad que el club es la familia de todos los barcelonistas”.

Godall, que duda, fija un corte para decidir la línea de actuación: “Yo distinguiría entre las operaciones que a los ojos de los auditores y de los jueces pudieran implicar mala praxis o acciones fraudulentas". También añadió que “hay que distinguir entre operaciones que se hayan utilizado para sacar dinero del Barça y llevarlo a bolsillos de personas donde no correspondían y aquellas que han dado mal resultado deportivo o económico, pero que se han hecho de buena fe".

Rosell y Bartomeu, en una imagen de archivo / EFE

Rosell y Bartomeu, en una imagen de archivo / EFE

La paz social

Sobre la postura de Laporta al respecto, Godall afirma que le ve “firme” ante una situación “preocupante”, y que su tono revela que quiere “exigir y aclarar responsabilidades”. Sin embargo, el nuevo directivo afirma que Laporta “tiene ganas de paz social”, pero que el Barça está “muy tocado y la situación es un obstáculo”.

Godall cree que la continuidad de Messi ha sido “imposible de materializar” pese a que el presidente “quería contar con él”, y admite que el club tendrá que “volver a los orígenes”: ser un Barça “mucho más identitario” desde el punto de vista futbolístico y optar por “el ADN y el estilo de juego de La Masía” para volver a “tener éxito”.

El plan secreto de Laporta para el fichaje de Haaland / EFE

Erling Haaland en un partido con el Borussia de Dortmund / EFE

En otra clave de futuro, al ser preguntado por si Laporta sueña con fichar a Haaland, el directivo de la Fundació se muestra tajante: “Su sueño hoy en día es sacar adelante el Barça, y el club no está para fichar cromos, porque no podemos ir a la tienda y comprar el cromo”.

Un nuevo rol alejado de la junta

Godall también quiso valorar su primera etapa junto a Laporta, entre 2003 y 2010, la que considera que “ha quedado en valor”, y admite que pese a tener ideas propias y tener diferencias “absurdas” con Joan Laporta, no le quedó la espinita de no poder ser presidente, algo que intentó.

Laporta en un acto de La Masía / FC Barcelona

Joan Laporta en un acto de La Masía / FC Barcelona

En este nuevo ciclo presidencial, Godall también admite que no quiso formar parte de la junta de Laporta (pese a “respetarse y quererse” con él) por no poder estar dispuesto a “asumir el riesgo de los avales”,

Alfons Godall, que prefiere vivir en Andorra por las necesidades especiales de su hijo, empieza “súper motivado” un nuevo proyecto con la Fundació Barça, con la que le haría “muchísima ilusión poder desarrollar un programa que ayude a las familias que tengan niños y niñas con el mismo problema” que su hijo. La Fundació trabaja en 103 municipios y beneficia a más de 100.000 niños. Su presupuesto en el anterior ejercicio fue de 11,7 millones de euros, un 85% de los cuales se dedica a la actividad misional.

 
Hoy destacamos