Palco

Panorámica del Estadi Olímpic Lluís Companys, en Montjuïc / CULEMANÍA

Panorámica del Estadi Olímpic Lluís Companys, en Montjuïc / CULEMANÍA

El Barça aliviará las penas de B:SM con su traslado a Montjuïc

El club pagará 20 millones a la empresa municipal, que tuvo unas pérdidas de 25 millones en 2020

Lluís Regàs @LluisRegas

18.05.2022 00:24h Actualizado: 18.05.2022 00:36 h.

2 min

El FCBarcelona se trasladará la temporada 2023-24 al Olímpic Lluís Companys. Tras un año de obras menores y a la espera de cerrar la financiación del Espai Barça, el club activará entonces la gran transformación del Camp Nou que obligará a jugar un año en Montjuïc, un estadio que necesita obras de acondicionamiento pero que difícilmente resultará cómodo para los abonados barcelonistas.

El club que preside Joan Laporta abonará unos 20 millones de euros al Ayuntamiento de Barcelona por el alquiler del estadio olímpico. Esta cifra incluirá el dispositivo de seguridad y movilidad para todos los partidos que dispute el Barça en el Lluís Companys. El Espanyol, de 1997 a 2009, pagó 600.000 euros anuales al consistorio barcelonés. Es decir, 33 veces menos.

Gradas alejadas del campo

El Barça también quería acercar las gradas al césped, pero técnicamente esta operación es muy compleja y costosa. Requeriría una inversión muy superior y los abonados azulgrana deberán acostumbrarse a presenciar los partidos desde una distancia superior a la que tienen en el Camp Nou.

Joan Laporta, junto a Ada Colau, explicando los detalles de las obras del Espai Barça / EFE

Joan Laporta, junto a Ada Colau, explicando los detalles de las obras del Espai Barça / EFE

Barcelona de Serveis Municipals (B:SM), la empresa municipal que gestiona el estadio, deberá gestionar algunas obras de remodelación de las gradas, la zona de vestuarios y la destinada a los medios de comunicación. El acuerdo con el Barça ha sido muy bien recibido en B:SM, empresa presidida por Jaume Collboni, primer teniente de alcalde, y dirigida por Marta Labata.

Las pérdidas de B:SM

B:SM se encuentra en una situación económica delicada por los efectos del coronavirus. En 2020, la empresa tuvo pérdidas de 25 millones de euros. Josep Bou, el todavía líder del PP en el Ayuntamiento de Barcelona, aseguraba que las pérdidas podían superar los 42 millones de euros. La caída de la cuentas de B:SM se debió a las restricciones de movilidad y al cierre de algunas instalaciones como el Tibidabo, según informó Metrópoli.

Recreación virtual del nuevo Camp Nou, dentro del proyecto Espai Barça / FCB

Recreación virtual del nuevo Camp Nou, dentro del proyecto Espai Barça / FCB

Durante el traslado del primer equipo de fútbol a Montjuïc, el Barça intensificará las obras de remodelación del Camp Nou con el derribo de la tercera grada. Entre la segunda y la tercera se construirán dos anillos de palcos.

La tercera grada

La futura tercera grada será totalmente nueva y simétrica, a diferencia de la actual. En cambio, la primera y la segunda grada sufrirán cambios mínimos, pese a las quejas de algunos aficionados de las localidades inferiores por la mala visibilidad de un estadio que fue construido en 1957 y que ha sufrido dos remodelaciones: la de 1982 y la de 1994, ambas durante la presidencia de Josep Lluís Núñez.

 
Hoy destacamos