Palco

Joan Laporta aprobando el presupuesto en la Asamblea  / FC Barcelona

Joan Laporta aprobando el presupuesto en la Asamblea / FC Barcelona

El Barça de Laporta incumplió un precepto estatutario en la asamblea

Los socios aprobaron las cuentas de la pasada temporada y el presupuesto de la actual

Redacción Culemanía @culemanias

25.06.2021 02:11h

2 min

La primera asamblea de socios compromisarios de Joan Laporta desde que volvió al frente del FC Barcelona fue muy plácida. Se aprobaron los puntos cruciales para seguir avanzando --como las cuentas de la anterior junta directiva o la ratificación de cuatro de los nuevos directivos-- y no se sometieron a votación temas espinosos como el Espai Barça o la Superliga europea.

Con los Estatutos de la entidad en la mano, la junta directiva los incumplió por la situación excepcional que se vive tras la pandemia. Primero, la asamblea ordinal se debe celebrar cuatro meses después como máximo del cierre del ejercicio económico. Llega un año después. Segundo, está en la decisión que la junta de Josep Maria Bartomeu defendiera sus cuentas ante los socios. El elegido fue Jordi Moix, exvicepresidente económico. 

Entre muchos silbidos, y a petición del actual presidente, se tiraron adelante. De los 768 compromisarios que estaban en ese momento en la grada, 616 votaron a favor; mientras que 67 lo hicieron en contra y 68 en blanco. Se entiende que fue un representante de la anterior directiva quien expuso las cuentas porque la pandemia evitó que se hiciera en otoño, como se celebra habitualmente.

Jordi Moix en una imagen de archivo / FC Barcelona

Jordi Moix en una imagen de archivo / FC Barcelona

Los Estatutos en este sentido son claros. En el artículo 54 especifica que "el presidente de la junta directiva o comisión gestora cesante, o cualquier miembro de esta en aquel que la delegue, puede intervenir en la primera asamblea general ordinaria que se celebre para explicar la liquidación del ejercicio económico vencido y proponer su aprobación”.

Hay un precepto que ampara la posibilidad de que la junta anterior defienda las últimas cuentas que esa directiva cerró. Lo que no contemplan los estatutos es que esa junta anterior se encargue de exponer, también, el presupuesto de la nueva temporada como también hizo Moix. Así lo expuso el expresidente Bartomeu en su carta dirigida a Laporta

La excepción del crédito de Goldman

Otra de las medidas importantes que aprobaron los socios compromisarios fue el crédito de Goldman Sachs por valor de 525 millones de euros. Los Estatutos, en el artículo 66, especifican que “la junta directiva puede emitir títulos transmisibles de deuda o aceptar dinero en forma de crédito o de préstamo, el valor que no supere el 10% del presupuesto anual de ingresos”.

Si tenemos en cuenta que el presupuesto de ingresos por esta temporada era de 828 millones de euros en cuanto a ingresos, en ningún caso se podía superar un crédito superior a los 82,8 millones. Pero en ese sentido, los Estatutos también cuentan con una pequeña excepción, en la que dan total poder de decisión a la asamblea.

Goldman Sachs, el grupo bancario estadounidense / EP

Goldman Sachs, el grupo bancario estadounidense / EP

“Para hacer actos de disposición que superen estos límites, la junta directiva necesita la aprobación de la asamblea general, que se tiene que adoptar por la mayoría de dos tercios de los asistentes, previo informe, en ambos supuestos, de la comisión económica”, apuntan. Y así lo hicieron. De los 665 votos emitidos; 588 a favor, 28 en contra y 43 en blanco.

 
Hoy destacamos