Palco

Una imagen de archivo del Camp Nou / EFE

Una imagen de archivo del Camp Nou / EFE

El Barça pide la libertad de los políticos condenados a prisión

El club azulgrana se posiciona al saber la sentencia de los políticos catalanes

Oriol Quintana @urikingkat

14.10.2019 10:15h

1 min

El FC Barcelona ha sido la primera entidad en posicionarse al conocer la sentencia de los políticos catalanes condenados a prisión. Tras la resolución del Tribunal Supremo, el club manifestó: “Del mismo modo que la prisión preventiva no ayudó a resolver el conflicto, tampoco lo hará la prisión dictada hoy, porque la cárcel no es la solución”.

A parte de apostar por la libertad de los políticos en prisión, también expuso que “la resolución del conflicto que vive Catalunya pasa, exclusivamente, por el diálogo político”. Esta ha sido siempre la postura oficial de la entidad catalana cuando ha tenido que posicionarse sobre el tema de la independencia de Catalunya.

“Por eso, ahora más que nunca, el Club pide a todos los responsables políticos que lideren un proceso de diálogo y negociación para resolver este conflicto, que también debe permitir la liberación de los líderes cívicos y políticos condenados”, pedía el comunicado. De hecho este lleva el título de "La prisión no es la solución".

Comunicado del FC Barcelona sobre la sentencia de los políticos presos / FC Barcelona

Comunicado del FC Barcelona sobre la sentencia de los políticos presos / FC Barcelona

Finalmente, recordaba el sufrimiento de las familias de los políticos en prisión con un “el FC Barcelona manifiesta también todo su apoyo y solidaridad a las familias de los que son privados de su libertad”.

La sentencia

El Tribunal Supremo condenó este lunes por el procés a los políticos catalanes entre nueve y 13 años de prisión. Concretamente, Oriol Junqueras fue condenado a 13 años de prisión y 13 de inhabilitación absoluta. Raül Romeva, Jordi Turull y Dolors Bassa a penas de 12 años de cárcel más 12 de inhabilitación. Los cuatro por delito de sedición y malversación.

Carme Forcadell, expresidenta del Parlament, tiene una condena por delito de sedición de 11 años y seis meses de privación, el mismo tiempo de inhabilitación. Joaquim Forn y Josep Rull han sido condenados a penas de 10 años y 6 meses de prisión e inhabilitación. Los activistas Jordi Sánchez y Jordi Cuixart a penas de 9 años de prisión y 9 años de inhabilitación absoluta.

 

Hoy destacamos