Palco

Josep Maria Bartomeu en una foto de archivo / EFE

Josep Maria Bartomeu en una foto de archivo / EFE

El Barça recorta variables y comidas a los empleados del club

El club azulgrana sigue pasando la tijera para minimizar los daños provocados por el coronavirus

Pau Beya Acero @pbeya96

17.09.2020 00:36h

2 min

La crisis del coronavirus sigue golpeando con dureza al FC Barcelona. El azulgrana es uno de los clubes que más está sufriendo económicamente a raíz de la pandemia mundial. El parón de las competiciones y la obligatoriedad de jugar a puerta cerrada provocaron unas pérdidas de más de 200 millones de euros en ingresos en el Camp Nou.

La entidad ya aplicó un ERTE a los empleados deportivos y otro a los trabajadores no deportivos allá por el mes de abril. Pero los recortes no se quedaron ahí. Este martes, el programa Onze de TV3 reveló que Bartomeu ha vuelto a sacar la tijera y la ha aplicado en las variables y las comidas de algunos empleados del club.

Sin variables

El mencionado espacio apuntó que las variables por objetivos han desaparecido de los contratos de los trabajadores. Esto supone que la nómina de los empleados del FC Barcelona se reduzca entre un 10 y un 15 por ciento. Las variables quedarán en stand by hasta que la pandemia llegue a su fin.

Josep Maria Bartomeu, presidente del Barça, en una imagen de archivo / EFE

Josep Maria Bartomeu, presidente del Barça, en una imagen de archivo / EFE

Aunque es noticiable, esto no ha cogido por sorpresa a nadie dentro de la entidad. De acuerdo con lo hablado en el programa Onze, el Comité de Empresa se esperaba desde hace meses un ERTE encubierto. Y es que, antes de que las quitaran, las variables por objetivos eran cada vez más complicadas de cumplir.

El FC Barcelona ya ha comunicado a sus trabajadores la medida. Representantes del club se reunieron con los jefes de área para avisar que, hasta que no se vuelva a la normalidad, no se volvería a tener variables.

Desayuno en casa

El programa Onze reveló también que la entidad azulgrana ha recomendado a los jugadores y miembros del staff del fútbol base que lleguen a las instalaciones desayunados y no comer en La Masia. El club lo ha justificado diciendo que el coronavirus obliga a que La Masia sea un búnker y solo los residentes pueden comer allí.

Imagen de archivo de La Masia / EFE

Imagen de archivo de La Masia / EFE

El mencionado espacio señaló que esta explicación fue tomada como una excusa por el staff. Los trabajadores del fútbol base y los jugadores jóvenes sospechan que, de esta forma, el FC Barcelona se ahorra desayunos y comidas cada día.

El Barça sigue recortando para minimizar los daños provocados por la crisis del coronavirus. El club hace malabarismos para que el golpe de la pandemia mundial afecte lo menos posible.

 

 
Hoy destacamos