Palco

Bartomeu y Florentino Pérez en una imagen de archivo / EFE

Bartomeu y Florentino Pérez en una imagen de archivo / EFE

Bartomeu y Florentino Pérez piden al Gobierno que proteja su patrimonio personal

Barça, Real Madrid y Osasuna se suman a la iniciativa impulsada por el Athletic Club

Oriol Quintana @urikingkat

11.06.2020 01:02h Actualizado: 11.06.2020 11:30 h.

2 min

Los clubes ya se preparan para afrontar el golpe económico provocado por el coronavirus que se verá reflejado en el balance económico de la temporada. Aunque la Liga vuelve esta semana y poco a poco se van reactivando los activos de los equipos --como tiendas o museos--, se espera una caída insólita en ingresos.

Es conocido por todos que en España hay solo cuatro equipos que no son sociedades anónimas. Estos son el Barça, Real Madrid, Athletic Club de Bilbao y Atlético Osasuna. Serán ellos quienes tendrán que rendir cuentas antes sus miles de socios --y propietarios-- en lugar de hacerlo ante los propietarios y accionistas.

Cubriéndose las espaldas

A tenor de este impacto económico y según informa El Confidencial, estos cuatro clubes han pedido al Gobierno de España una moratoria  que, según ha podido saber Culemanía, fue promovida por Aitor Elizegi, presidente del Athletic Club, para que sus presidentes no tengan que avalar con su patrimonio personal los números rojos que van a registrar esta temporada. Esto responde a los efectos de la Ley del Deporte de 1990.

Aitor Elizegi en un acto del Athletic Club / Redes

Aitor Elizegi en un acto del Athletic Club / Redes

Esta especifica que, si los beneficios acumulados de la entidad deportiva durante los mandatos de una directiva son inferiores al 15% del presupuesto de la próxima temporada, se tiene que avalar la diferencia. En caso de que sean superiores, no. Estos avales corresponderían al presidente o a todos los directivos que conforman la junta, dependiendo del caso.

Como ejemplo ponemos el caso del Barça. Desde 2011, el beneficio acumulado de la entidad es de 190 millones de euros. Si a estos les restamos unas pérdidas en esta temporada, debido al impacto de la pandemia, en torno a los 150 millones de euros, quedarían un total de 40 millones positivos aproximadamente de decalaje entre ingresos y gastos en el beneficio acumulado. Si estos 40 son inferiores al 15% del presupuesto de la temporada 2020-21, la junta deberá avalar la diferencia.

Para evitar eso, los cuatro clubes --Madrid, Barça, Athletic y Osasuna-- han enviado una carta al Consejo Superior de Deportes para solicitarle que las pérdidas de este año no se computen. Florentino Pérez, por ejemplo, espera una caída de ingresos de entre 200 y 300 millones de euros mientras que Josep Maria Bartomeu y su equipo vaticinan un golpe de unos 150 millones. Ni los recortes salariales ni los ERTEs han podido salvar las cuentas.

Florentino Pérez y Josep María Bartomeu juntos en un acto /REDES

Florentino Pérez y Josep María Bartomeu juntos en un acto /REDES

La decisión final la tomará el organismo que dirige Irene Lozano, que ha trasladado la petición a los servicios jurídicos del CSD. Si la respuesta es negativa, pues podría existir una discriminación con otros equipos, la cantidad a avalar será la diferencia entre los beneficios acumulados y el 15% del presupuesto del curso 2020-21.

Bartomeu y Florentino, situaciones diferentes

En esta situación también se tiene que hacer una diferenciación entre Barça y Real Madrid. Florentino Pérez en caso de que se rechace la propuesta se hará cargo íntegramente de ese aval pues eximió a sus compañeros de junta de poner garantías. En el caso azulgrana, será cosa de toda la junta directiva pues Josep Maria Bartomeu comparte responsabilidades con todos los directivos.

 
Hoy destacamos