Palco

Una foto de archivo del Camp Nou

Una foto de archivo del Camp Nou

La batalla por el apellido del Camp Nou se pone caliente

La multinacional catalana Grífols, hasta ahora favorita para hacerse con los 'naming rights', pretende comprar los derechos para posteriormente venderlos

Claudia Granja @c_granjafranch

11.01.2019 20:30h

1 min

El Barça continúa su búsqueda incesante de un patrocinador definitivo que pueda poner apellido al Camp Nou y financiar así la reforma del estadio y sus alrededores, el nuevo Palau donde se ubica ahora el Mini Estadi y el nuevo Mini, el futuro Estadi Johan Cruyff en Sant Joan Despí.

Unas obras que se estiman en 600 millones de euros de los cuáles 300 procederían del nuevo patrocinador del club a través de los 'naming rights'. Las aseguradores y otras grandes multinacionales ya se han interesado por el estadio, pero la empresa de mayor agrado para el club es la multinacional Grífols que ya sonó con fuerza meses atrás.  

Cambio de nombre por años

Con el interés de la familia catalana intacto, según informa El Economista, el nuevo movimiento de la familia pondría sobre la mesa dicha cifra --por un contrato de 20 años-- pero con otros condicionantes. Y es que aseguran que es la familia quien está interesada en esos derechos y no al empresa que gestionan. 

Su objetivo es el de conseguir los derechos para, posteriormente, venderlos a otras empresas a lo largo de las dos décadas que tendría vigente el contrato. Una venta de la que tendría la última palabra el club, pero que significaría un apellido rotatorio para el estadio dividido en los años que estipulara cada contrato.

 

Hoy destacamos