Palco

Una foto de Jordi Mestre, vicepresidente del Barça / FCB

Una foto de Jordi Mestre, vicepresidente del Barça / FCB

Jordi Mestre habla de felicidad importantísima para el Barça y Cataluña

El vicepresidente segundo de Área Deportiva valoró muy positivamente el pasea la final de la Copa del Rey y la libertad de Sandro Rosell

Claudia Granja @c_granjafranch

28.02.2019 14:40h Actualizado: 28.02.2019 19:26 h.

3 min

El Barça está en otra final, la sexta consecutiva en la Copa del Rey, y volverá a defender título como vigente campeón en el partido del 25 de mayo en el Benito Villamarín. Un trofeo secundario, pero en el que los azulgranas se han impuesto de nuevo superando al eterno rival.

Una final que supone una doble alegría para el barcelonismo y que coincidió con la puesta en libertad de Sandro Rosel tras 643 días en prisión preventiva. Un día redondo para una junta directiva que nunca ha menospreciado ninguna competición y que siempre ha defendido públicamente la inocencia de del expresidente azulgrana.

Jordi Mestre, vicepresidente Segundo de Área Deportiva del club catalán, atendió a El Club de la Mitjanit tras confirmarse la victoria ante el Real Madrid en las semifinales de Copa, en unas declaraciones en las que mezcló deporte y política: " Todos hemos visto que tal vez no ha sido un partido brillante. El Madrid ha apretado. Ha apretado de lo lindo. Lo importante era pasar y, además, hemos pasado sin que nos hayan marcado un gol. Ha sido un gran, gran partido, desde el punto de vista del resultado". 

Unas objeciones deportivas que ahondó cuando fue cuestionado por la situación política catalana y la libertad de Rosell: "Bueno, la verdad es que nosotros llevamos unas temporadas que en el Bernabéu se nos da bastante bien y yo diría también que con resultados muy contundentes. Quiere decir que la felicidad yo creo que es importantísima. ¿La situación con Cataluña? Hombre, evidentemente, con la rivalidad que hay entre un Barça y un Madrid... el Barça representa a Catalunya, y quizás es un plus. Además, hoy se ha juntado que a primera hora de la mañana hemos tenido la gran noticia, para nosotros, de la libertad provisional de Sandro Rosell”. 

Sandro Rosell, junto a su esposa, Marta (d), y otros familiares, tras salir de la cárcel después de 21 meses en prisión preventiva / EFE

Sandro Rosell, junto a su esposa, Marta (d), y otros familiares, tras salir de la cárcel después de 21 meses en prisión preventiva / EFE

Una libertad que puso el foco en el expresidente y la posibilidad de acudir al clásico, algo que finalmente no ocurrió, pero al que desde el club catalán no cierran las puertas para futuras ocasiones: "Siempre está invitado. Por lo que sea, no puede venir. Hoy no iba a venir porque ha estado con la familia, ha estado cenando con ellos. Era un día para estar junto a la familia y los seres queridos", sentenció.

Análisis deportivo

Con la noticia del día finalizada y el pase a la final como principal reclamo de la entrevista, Mestre se deshizo en halagos a Ter Stegen, el portero titular dada la lesión de Cillessen. "Ter Stegen ha hecho un gran partido. Evidentemente, jugar contra el Madrid en casa y remontarle la eliminatoria ganando, sin que nos marquen un gol, quiere decir que es mérito de todo el equipo". 

Una victoria que no gustó en el madridismo, pero por el que ambos conjuntos se mostraron el máximo respeto: "Nos han felicitado, contentos no podían estar, ni lo estaban", pero reino la cordialidad en un intercambio de opiniones en las que no entró el VAR: "No. Hemos hablado de jugadas discutidas, pero del VAR, no. Tampoco ha habido comida de Juntas. No hemos tenido ningún momento con más tranquilidad para hablar". 

Fichajes

Mestre tampoco pudo rehuir de una tema candente en el barcelonismo y que centrará el foco de atención mediático el próximo verano: los refuerzos. Unos refuerzos que obligarán a la dar salida a algunos jugadores que en su mayoría han llegado con el cartel de temporales. Es el caso de Jeison Murillo o Prince Boateng. Fueron reclamos de Valverde para ocupar distintas demarcaciones con bajas y que llegaron para oxigenar a la plantilla especialmente en Copa. 

Los futbolistas del Barça Jeison Murillo y Prince Boateng siguen una jugara de Leo Messi durante un entrenamiento / EFE

Los futbolistas del Barça Jeison Murillo y Prince Boateng siguen una jugara de Leo Messi durante un entrenamiento / EFE

Algo que un mes después a penas ha sucedido. Cuestionado por su protagonismo, mostró una total confianza en la gestión de Ernesto Valverde: "Bueno, lo importante es que el entrenador, que es el que al final toma las decisiones, cree que son los que deben jugar en cada partido, y yo creo que no nos podemos quejar. La prueba es el resultado que hemos sacado con los jugadores que han jugado. Quiero decir que, nosotros, en esto, no tenemos ningún tipo de discusión, ni de debate" y añadió: "Si nos dicen que nos hace faltan en algún momento jugadores, como era en el mercado de invierno, pues los traemos. Jugarán en el momento que el míster y el cuerpo técnico decidan que deben jugar. No nosotros”.

 
Hoy destacamos