Palco

Joan Laporta, en la presentación de su candidatura | EFE

Joan Laporta, en la presentación de su candidatura | EFE

Laporta ve con muy buenos ojos al secretario técnico de Bartomeu

El favorito a la presidencia del Barça no descarta contar con Ramon Planes para su proyecto

Sergio Cabanelas @SCabanelas10

16.12.2020 18:23h

2 min

La posición de secretario técnico es la que más dolores de cabeza está comportando a los dirigentes del Barça en los últimos años, especialmente a la junta directiva de Josep María Bartomeu. En sus últimos cinco años de mandato antes de su dimisión, pasaron por el club hasta cinco secretarios técnicos. 

Cuando llegó Bartomeu al palco del Camp Nou, el director deportivo era Andoni Zubizarreta, desde el 2010. Al mítico portero le llovieron las críticas por sus fichajes como el del Tata Martino. Se le destituyó tras la debacle de Anoeta cuando el presidente avanzó las elecciones al verano, que terminaría ganando al levantar el triplete. Con la nueva junta directiva, cogió las riendas del equipo Robert Fernández. Tuvo la difícil misión de solucionar la salida de Neymar Junior en 2017 y lo hizo con los fichajes de Ousmane Dembelé y Philippe Coutinho al que veía como interior. Ninguno se ha adaptado como se esperaba. Se fue en junio de 2018 tras la debacle del Olímpico de Roma.

Robert Fernández con Pep Segura en una imagen de archivo / FC Barcelona

Robert Fernández con Pep Segura en una imagen de archivo / FC Barcelona

Posteriormente, en julio de 2019 se prescindió de Pep Segura. Durante su etapa, el FC Barcelona se convirtió más en un equipo vendedor que comprador y fue duramente criticado por la elección de algunas firmas como Malcom, Arturo Vidal o Yerry Mina. Finalmente, el último en marcharse por la puerta de atrás fue Eric Abidal, perjudicado por sus polémicas con Leo Messi y por la dura derrota ante el Bayern en Lisboa. 

Ramon Planes podría seguir con Laporta

Después de la marcha del francés este mismo verano, el club apostó por Ramon Planes como el principal encargado de liderar la revolución de la plantilla, y preparar un equipo en condiciones para Ronald Koeman. El nuevo secretario técnico se enfrentó a la ardua tarea de vender a verdaderos pesos pesados como Luis Suárez o Ivan Rakitic; y reforzar al cuadro blaugrana sin prácticamente presupuesto.

Un trabajo que solucionó como pudo. Se consiguió rebajar la masa salarial con la marcha de jugadores clave durante los últimos años, y se consiguió fichar a Sergiño Dest, un deseo expreso del técnico holandés. Asimismo, la situación económica evitó la incorporación de Éric García o Memphis Depay, aunque la intención, si se puede, es volver a ir a por ellos en eneros. Acaban contrato en 2021 y son una clara oportunidad de mercado. 

Ramon Planes, en una rueda de prensa con el Barça | EFE

Ramon Planes, en una rueda de prensa con el Barça | EFE

Habrá que ver si será el mismo Ramon Planes el que se encargue de estos movimientos en los próximos meses. Las elecciones están a la puerta de la esquina, y cada precandidato tiene a su equipo prácticamente formado. Con quién tiene muchos números de seguir es con Joan Laporta, gran favorito a ganar los comicios. El abogado ha reconocido en su círculo, y además ha explicado también de forma pública, que lo considera un gran profesional y podría seguir vinculado al Barça si él gana las elecciones. 

Durante toda su campaña, Laporta ha asegurado que no tiene previsto romper con todo lo que Bartomeu había planteado. De hecho, tiene previsto apostar por un plan de choque similiar al de su antecesor, para solventar la grave situación económica de la entidad. Esto pasa por apostar por aumentar los ingresos digitales y dar luz verde al Espai Barça, como ya previó Bartomeu. De la misma manera, Ramon Planes podría ser otra de las piezas que Laporta recuperare de la junta anterior. 

 
Hoy destacamos