Palco

Una foto de Joan Laporta, expresidente del Barça / Twitter

Una foto de Joan Laporta, expresidente del Barça / Twitter

Laporta vuelve a cargar contra el fichaje de Griezmann

El expresidente azulgrana carga contra el visto bueno de la directiva y las posibilidades deportivas que ofrece el fichaje del francés

Claudia Granja @c_granjafranch

15.05.2019 17:26h Actualizado: 15.05.2019 17:29 h.

2 min

Joan Laporta vuelve a la carga. Tras reaparecer con unas declaraciones muy polémicas tras el batacazo del Barça en Anfield, el expresidente azulgrana ha vuelto a cuestionar a la actual junta directiva del club por el casi asegurado fichaje de Antoine Griezmann.

El francés anunció este martes su salida definitiva del Atlético de Madrid este verano. Una marcha que le pone a tiro del Barça que tiene en mente reforzar la delantera azulgrana con el ariete galo pese a los episodios pasados, la negativa de la afición y el aumento del precio del jugador.

El fichaje se concretará, si de da, en los próximos días y pese a tener otras opciones encima de la mesa el todavía 7 rojiblanco tiene clara que su prioridad es recalar en el Camp Nou. Una idea que convence en la junta directiva y empieza a gustar en la misma afición que le reprochó en su visita al feudo azulgrana 'la decisión' de la temporada pasada. 

Los reproches

En contra de lo que parece que ya está hecho, Laporta se ha expresado con rotundidad respecto a la incorporación del francés. Ya lo hizo el mes pasado: "La gente tiene que querer venir al Barça. Es un gran jugador pero tuvo la oportunidad el año pasado y no la aprovechó. Un jugador no puede jugar con el Barça". Este miércoles, en un acto público al que acudió, el expresidente fue claro: si de él dependiera Griezmann no vestiría de azulgrana.

"La directiva decidirá lo que considere. Yo pienso que, mayoritariamente, la afición no lo quiere" justificando la decisión del barcelonismo por el feo del verano pasado, incluido el documental. Asimismo, también recordó la inversión que supondrá el delantero, una cifra de 120 millones de euros, por la cláusula de rescisión y alrededor de 15 o 17 millones de euros por temporada de ficha. Algo por lo que espetó: "Por los precios que se están barajando, yo creo que es exagerado".

Una foto de Antoine Griezmann durante un partido con el Atlético de Madrid / EFE

Una foto de Antoine Griezmann durante un partido con el Atlético de Madrid / EFE

Además, añadió: "Pienso que hay otros jugadores con una gran proyección que podrían hacer perfectamente la función que haría Griezmann en el Barcelona". Pese a su negativa a que llegue a la capital catalana, reconoció que como culé, si se consuma el fichaje, lo animará: "No me gusta meterme en temas deportivos, porque si viene, todos los 'culés' le animaremos, al igual que ha pasado con todos los jugadores", sentenció.

 

Hoy destacamos