Palco

Laporta en rueda de prensa valorando la situación del Barça / FC Barcelona

Laporta en rueda de prensa valorando la situación del Barça / FC Barcelona

La masa salarial del Barça representa el 110% de los ingresos

Las amortizaciones por fichajes están disparadas y suponen un grave problema para Laporta

Oriol Quintana @urikingkat

01.06.2021 02:11h Actualizado: 01.06.2021 11:37 h.

3 min

Joan Laporta se mostró preocupado el pasado viernes en rueda de prensa donde analizó la situación del FC Barcelona. En el ámbito económico, el máximo mandatario explicó que “hoy tenemos la masa salarial a un 110% de los ingresos previstos”. Los salarios deportivos y las amortizaciones anuales rondan los 650 millones de euros, una cifra superior a lo que se espera de ingresos este curso.

El presidente tiene marcado como objetivo rebajar este gasto y conseguir nuevos patrocinadores: “La masa salarial se tiene que ajustar y se tiene que trabajar en esta dirección; es otra situación en la que tenemos que tomar decisiones para cumplir con el fair play financiero”. Cabe recordar que el fair play financiero de la UEFA recomienda no superar nunca el 70% de los ingresos

¿De dónde sale?

En el balance presentado de la temporada 2019-20, el último aprobado por la asamblea de socios compromisarios, los gastos en salarios deportivos --amortizaciones incluidas-- ascendían a 636 millones de euros. Según el club, los jugadores se rebajaron el sueldo en 42 millones.

En verano de 2020, el área deportiva decidió aligerar esa masa salarial teniendo en cuenta que los ingresos irían a la baja. Salieron varios jugadores como Luis Suárez, Ivan Rakitic, Arturo Vidal o Nelson Semedo, con quienes la entidad consiguió rebajar cerca de 80 millones de euros la partida de salarios. A eso cabe sumarle una rebaja salarial de esta temporada que será abonada más adelante por valor de 172 millones entre fijos y variables.

Laporta saludando a los capitanes del primer equipo sin tensiones / FC Barcelona

Laporta saludando a los capitanes del primer equipo sin tensiones / FC Barcelona

Lo que trastocan estas cuentas no es otra cosa que las amortizaciones, el precio correspondiente a los fichajes dividido por las temporadas. Hasta 2026, el club debe costear un total de 597 millones de euros de los traspasos de varios futbolistas: Miralem Pjanic, Philippe Coutinho y Ousmane Dembelé, entre otros.

Esta temporada, las amortizaciones batirán su propio récord, con un total de 183,3 millones de euros que integran la nombrada masa salarial. Todo lo rebajado en primavera y verano de 2020 se ve compensado con el coste de los traspasos. En la 2021-22 serán 177,5 millones; en la 2022-23, otros 130,7 millones y aún quedarán 102 kilos para más adelante.

Pérdidas e ingresos a la baja

Si estos gastos, que rondan los 600 millones de euros, los comparamos con unos ingresos que van a la baja, sale ese 110% de los que hablaba Joan Laporta en la rueda de prensa. La junta directiva espera unas pérdidas de 350 millones de euros y que los ingresos ronden los 600 millones. Con los gastos disparados, el margen es reducido.

Laporta en rueda de prensa valorando la situación del Barça / FC Barcelona

Laporta en rueda de prensa valorando la situación del Barça / FC Barcelona

Recientemente, el Barça cerró un acuerdo con Goldman Sachs por 500 millones de euros para hacer frente a diferentes partidas de la entidad. Pero el objetivo de cara al futuro es solucionarlo tomando diferentes medidas. Una de ellas, negociar otra rebaja salarial con la primera plantilla de cara a la próxima temporada.

Salidas y posibles entradas de dinero 

También se abre la posibilidad de abrir las puertas de salida a aquellos futbolistas que no accedan a rebajarse el salario y cuyo rendimiento no justifica sus emolumentos como Pjanic, Umtiti, Firpo o Neto. Tienen el cartel de transferibles y no se puede descartar, incluso, que salgan de manera gratuita.

Laporta, saludando a Ousmane Dembelé | FCB

Laporta, saludando a Ousmane Dembelé | FCB

Más allá de las ventas, Laporta reconoció en rueda de prensa estar negociando con varios patrocinadores para el frontal de la camiseta del primer equipo, pero también para los title rights del Camp Nou. El objetivo es renovar por más años a Rakuten. Cuanto más se ingrese, menor será el impacto de la masa salarial en las cuentas del club. Situación complicada, la que la junta directiva debe gestionar.

 
Hoy destacamos