Palco

Neymar juega el PSG-Olypique de Marsella / EFE

Neymar juega el PSG-Olypique de Marsella / EFE

Neymar se juega seis años de cárcel ante tres magistrados

De ser condenado culpable, el futbolista brasileño no podría volver a Barcelona ni fichar por el Real Madrid

Víctor Malo @VMalo8

31.10.2018 11:48h Actualizado: 31.10.2018 12:14 h.

3 min

El caso Neymar presenta suculentas novedades de cara a su compleja resolución n el ámbito penal. La Audiencia Nacional ha decidido trasladar la causa desde el juzgado de instrucción presidido por José María Vázquez Honrubia a la sala de lo penal de la propia Audiencia, según publica este miércoles La Vanguardia.

La principal consecuencia de esta decisión supone que en lugar de ser juzgado por un solo juez, Neymar y Sandro Rosell, los principales encausados en el proceso, se enfrentarán a un tribunal compuesto por tres magistrados. La causa del cambio viene dada por la ley: el juzgado unipersonal no tiene potestad para resolver sobre supuestos delitos cuya pena ascienda de cinco años.

Se da la circunstancia que cinco años exactos son los que solicita la Fiscalía para el expresidente del Barça Sandro Rosell. Sin embargo, el ahora futbolista del PSG se enfrenta a una pena de hasta seis años de prisión. Palabras mayores que podrían tener una consecuencia deportiva muy grave para el crack: de ser condenado no podría volver a España para fichar ni por el Barça ni por el Real Madrid. También se le acabarían sus habituales visitas a Barcelona para ver a sus excompañeros.

El Barça se expone a una multa de 8,4 millones

Explica La Vanguardia que tras la petición de la Fiscalía de dos años de cárcel por un delito de corrupción entre particulares para el exjugador del Barça, se estableció que el asunto fuera juzgado y sentenciado por este magistrado. “Sin embargo, este juez ha cambiado de criterio tras analizar que los escritos de acusación de las partes y descubrir que las acusaciones particulares, como es el fondo DIS, acusan a Neymar de delitos que en abstracto le podrían a llevar a una condena de de seis años en la cárcel”, añade el citado medio.

Sandro Rosell, en los juzgados / EFE

Sandro Rosell, en los juzgados / EFE

Al ascender a una hipotética pena de más de cinco años, tienen que ser tres magistrados de la sala de lo penal de la Audiencia Nacional quienes deban dirigir el juicio oral, en el que también está sentado en el banquillo por el fraude en su contratación el citado Rosell, actualmente en prisión incondicional por una trama de blanqueo de capitales también investigada en la Audiencia. Además, el fiscal solicita una multa de 8,4 millones de euros para el club como persona jurídica.

El fichaje de Neymar, origen del conflicto

En una providencia a la que ha tenido acceso La Vanguardia, el magistrado explica que tras el examen de los escritos de acusación de DIS y FAAP por un delito de corrupción entre particulares más un delito continuado de estafa la pena “en abstracto” sería de entre cuatro a seis años de cárcel. Así que el juez, basándose en el artículo 14 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, entiende que debe ser la Sala, y no él quien enjuicie a Neymar, lo que previsiblemente provocará un retraso en el comienzo del juicio.

Una foto de archivo de Sandro Rosell, Neymar y Josep Maria Bartomeu / EFE

Una foto de archivo de Sandro Rosell, Neymar y Josep Maria Bartomeu / EFE

El fiscal recuerda que los hechos consisten en que en el año 2011 el FC Barcelona, representado por su entonces presidente, Alexandre Rosell, cometieron presuntamente el delito de corrupción entre particulares, pues se concertaron con el entonces jugador de fútbol del Santos FC, Neymar Da Silva Santos Junior, y su padre, Neymar Da Silva Santos, para entregarle en total la cantidad de 40 millones de euros con la finalidad de que cuando el jugador fuera free agent, en 2014, fichara por el FC Barcelona para jugar en dicho club en España.

Denegada la extradición a Brasil

Vázquez Honrubia adopta esta decisión después de rechazar la pretensión de las defensas de sacar la investigación de España al considerar que el presunto delito de corrupción entre particulares cometido por Neymar no puede ser perseguido por la justicia española. Las defensas sostienen que la competencia en todo caso sería de la justicia brasileña, donde jugaba Neymar antes de ser fichado por el Barça, donde no existe este delito, por lo que estaría abocado al archivo. Sin embargo, el fiscal se opuso a tal pretensión y el juez lo rechazó.

 
Hoy destacamos