Palco

Rousaud en un acto institucional del Barça / FC Barcelona

Rousaud en un acto institucional del Barça / FC Barcelona

¿Por qué a Emili Rousaud no le interesa la dimisión de Bartomeu?

El vicepresidente institucional es el menos interesado en que el presidente deje el cargo

Víctor Malo | Pau Beya

03.03.2020 01:44h

2 min

Las aguas siguen revueltas en Can Barça. El caso de las redes sociales puso el club patas arriba, y aunque ya va perdiendo presencia mediática, los resultados deportivos sirven a los más críticos para seguir hurgando en la herida, a riesgo de deteriorar la tranquilidad del equipo. La derrota en el Bernabéu no ayuda, por más que el Barça fuese mejor que el Madrid durante un buen tramo del encuentro. Ahora, la cuestión deportiva eclipsa el día a día institucional, donde también cobra especial relevancia la votación sobre la financiación del Espai Barça.

La situación era radicalmente diferente hace dos viernes. La junta directiva del FC Barcelona mantuvo una reunión informal para analizar y estudiar el Barçagate, destapado por la Cadena SER. Una vez acabó el encuentro entre la cúpula, salieron multitud de informaciones que aseguraban que el adelanto de elecciones era una posibilidad.

Se dijo, también, que directivos como Emili Rousaud Jordi Cardoner eran partidarios de la dimisión de Josep Maria Bartomeu y así se lo habían transmitido. Rumor que fue desmentido inmediatamente por Culemanía. Y es que Rousaud es el menos interesado en que el presidente deje el cargo antes de tiempo, según ha podido saber este medio.

Cuestión de años

El vicepresidente institucional, que se postula como el candidato continuista en las próximas elecciones, tiene un motivo de peso para desear que Bartomeu termine su mandato, sea en 2020 o en 2021: lo que podría llegar a durar su presidencia en caso de que ganara los siguientes comicios.

Imagen de archivo de Emili Rousaud / REDES

Imagen de archivo de Emili Rousaud / REDES

De acuerdo con lo estipulado en los estatutos del club, un presidente del FC Barcelona puede encadenar, como mucho, dos mandatos de seis años cada uno. Y, en caso que Bartomeu dimitiera a mitad de temporada y él lo relevara, que sería lo más probable, su etapa como máximo dirigente hasta las próximas elecciones, por breve que fuera, computaría como un mandato completo.

Es decir, que podría estar, como mucho, siete años (o seis años y escasos meses) siendo el mandamás de la entidad azulgrana. En cambio, si se convocaran elecciones, podría hacer dos mandatos enteros de seis años. Siempre y cuando, claro está, el electorado barcelonista le votara para ser el próximo presidente.

2021

Además, teniendo en cuenta las circunstancias, lo mejor para Rousaud sería que los comicios no se celebraran hasta 2021. Los socios le están empezando a conocer justo ahora y, de hecho, sigue siendo un desconocido para gran parte de los culés. En unas supuestas elecciones el próximo verano llegaría siendo menos popular que otros presumibles candidatos como Laporta o Font.

Rousaud junto a Cardoner en un acto institucional del club / FC Barcelona

Rousaud junto a Cardoner en un acto institucional del club / FC Barcelona

El vicepresidente institucional está haciendo ahora sus primeros movimientos. La petición de una auditoria externa a las facturas inferiores de 200.000 euros fue toda una declaración de intenciones. Puestos a elegir, probablemente le beneficiarían más unas elecciones en 2021, a las que podría llegar siendo un hombre fuerte.

 
Hoy destacamos