Palco

Bartomeu y Carles Tusquets en un fotomontaje / CULEMANÍA

Bartomeu y Carles Tusquets en un fotomontaje / CULEMANÍA

Reunión de tres horas entre Bartomeu y Tusquets

Bartomeu se reúne con Tusquets durante tres horas

Alba Cabrera

28.10.2020 15:47h

2 min

Este miércoles por la mañana en las oficinas del FC Barcelona, el ya expresidente Josep María Bartomeu (que dimitió tras conocer la postura de la Generalitat de Cataluña sobre la moción de censura) se ha reunido con el nuevo presidente en funciones del club hasta las elecciones presidenciales y de la Comisión Económica, Carles Tusquets, durante tres horas para ponerse al día.

Quizás, lo que más preocupaba al expresidente Bartomeu a parte de la moción de censura es la negociación sobre la rebaja salarial que deja abierta con los jugadores del primer equipo masculino por una parte y el resto de trabajadores de la entidad azulgrana por otra. Su Junta todavía tenía pendiente llegar a un acuerdo para recortar los salarios por la situación de crisis que se ha acrecentado en el club con la pandemia.

Bartomeu y Messi mantienen un pulso con mascarilla / CULEMANIA

Bartomeu y Messi mantienen un pulso con mascarilla / CULEMANIA

En un principio, los jugadores se negaron a sentarse en la mesa conjunta de negociación junto al resto de trabajadores del club, ya que consideraban que así no podían tener una representación suficiente siendo 1/13 parte de la mesa y no pudiendo negociar jugador por jugador individualmente.

Después, aceptaron unirse para volverse a marchar hasta que finalmente han decidido quedarse, pues el club ha accedido a hacer una negociación bilateral sólo con el colectivo de futbolistas del primer equipo. Pero tienen aún pendiente cerrar el acuerdo antes del próximo 5 de noviembre, es decir, la semana que viene. Pero la realidad es que la Comisión Gestora tiene poco margen para cerrar este acuerdo con los jugadores.

Otros temas pendientes

Otro tema aún sin resolver, a pesar de que Bartomeu anunciara este martes que el Barça estaba ya inscrito, es el acuerdo para integrarse en la Superliga europea, lo que supondría una buena inyección de dinero para las arcas del club, pero más esfuerzo por parte de los jugadores.

Imagen de archivo de Carles Tusquets / EFE

Imagen de archivo de Carles Tusquets / EFE

Además, el club también tiene pendiente cerrar los derechos del nombre del patrocinador del nuevo Camp Nou y buscar un socio estratégico para el nuevo proyecto Barça Corporate, y así crear una alianza corporativa para convertir parte del Espai Barça en un parque de atracciones y generar una nueva fuente de ingresos para el club.

Con todo esto, el principal propósito de la Comisión Gestora presidida por Tusquets es fijar una fecha para las próximas elecciones presidenciales, con entre 40 días y tres meses de margen para hacerlo, condicionado también por la pandemia. Por lo tanto, será este jueves cuando se constituya oficialmente dicha comisión para empezar a trabajar en ello.

 
Hoy destacamos