Palco

Ousmane Dembelé, de naranja, durante un entrenamiento del Barça / EFE

Ousmane Dembelé, de naranja, durante un entrenamiento del Barça / EFE

El verdadero contrato de Dembelé con el Barça: no es a la baja

La información que filtró el club sobre la renovación del extremo galo no se ajusta a la realidad

Víctor Malo @VMalo8

23.09.2022 01:00h

2 min

La falta de transparencia de la junta directiva de Joan Laporta en algunas cuestiones es sabida y conocida desde hace tiempo. Algo que, por otra parte, es habitual en cualquier junta del Barça. Sin embargo, una cosa es ocultar y otra muy distinta es difundir mensajes que no se corresponden con la realidad o contar, directamente, falsedades. Desde Culemanía intentaremos hacer como Carles Porta y aportar un poco de luz a la oscuridad informativa que hay alrededor del club en casos como el de Ousmane Dembelé

Según ha podido saber este medio, no es cierta la difusión del mensaje de que Ousmane Dembelé ha renovado a la baja con el FC Barcelona. Culemanía, que ya tuvo acceso al anterior contrato del extremo galo y publicó las cifras en rigurosa exclusiva hace varios meses --anteriormente percibía un sueldo de 12 millones de euros brutos fijos más 4,9 en variables, que resultaban un máximo de casi 17 millones--, puede explicar cuáles son las condiciones del nuevo contrato que firmó el futbolista en verano. 

Dembelé ha pasado de tener un salario de 12 millones brutos a un mínimo de 16 millones brutos. A ello se le suman otros cuatro millones en variables, lo que puede dar como resultante un total de 20 millones de euros. Las cifras no han variado excesivamente con respecto a sus anteriores emolumentos, pero queda patente que si se cumplen todos los condicionantes establecidos en el contrato puede llegar a cobrar tres millones anuales más que antes. Y en caso de que no se cumplan las variables, ya, por defecto, tiene garantizados cuatro millones más que con el primer contrato. Una información que choca frontalmente con la información que compartieron la mayoría de medios, asegurando que Dembelé renovaba a la baja porque había tardado demasiado tiempo en responder a la oferta inicial que le hizo el club en diciembre del año pasado. 

Claúsula de rescisión con trampa

Otro aspecto muy relevante que ha podido saber este medio es que la cláusula de rescisión pactada entre el club y Dembelé no es de 100 millones de euros, como dijo el director de fútbol, Mateu Alemany --quien en enero mandó un mensaje demoledor al crack galo dando a entender que no volvería a vestir de azulgrana--, públicamente el día de su renovación. Según fuentes próximas al entorno del delantero, la cláusula real establecida por contrato es de tan solo 50 millones de euros

Pero lo peor no es que un jugador top como Dembelé se pueda marchar por 50 millones, sino que en caso de que alguien pague la dichosa cláusula, resulta que la mitad es para el club, pero la otra mitad se la quedarían el jugador y su agente, Moussa Sissoko. Es decir, si algún club negocia con Dembelé y decide pagar la cláusula, él y su representante se llevarán 25 millones de euros

Uno de los fichajes más polémicos

El fichaje de Ousmane Dembelé ha sido uno de los más caros y controvertidos de la historia del Barça. Lo fichó Robert Fernández en 2017 bajo la presidencia de Josep María Bartomeu por 105 millones de euros fijos más otros 40 en variables. En su momento fue un precio muy discutido, pero se pagó por las urgencias generadas a raíz de la marcha de Neymar.

Bartomeu presenta el fichaje de Ousmane Dembelé en 2017 / FCB

Bartomeu presenta el fichaje de Ousmane Dembelé en 2017 / FCB

La adaptación del jugador también fue muy polémica debido a sus constantes lesiones de gravedad, sus malos hábitos alimenticios, sus habituales retrasos a entrenamientos y concentraciones o su adicción a los videojuegos. Una etapa de juventud donde mostró una gran inmadurez profesional, pero que ya, casado y con una hija recién nacida, parece haber dejado atrás. 

 
Hoy destacamos