Universo Blaugrana

Los jugadores del Barça, celebrando un gol contra el Leganés | EFE

Los jugadores del Barça, celebrando un gol contra el Leganés | EFE

Los 15 jugadores que están en la lista negra de Bartomeu

La debacle ante el Bayern precipitará el inevitable cambio de ciclo en la plantilla azulgrana

Sergio Cabanelas @SCabanelas10

16.08.2020 15:45h

3 min

En el Barça hacen falta cambios. La desastrosa derrota ante el Bayern de Munich en Champions, una de las más vergonzosas de la historia del club culé, evidenció que es necesario apostar por el inevitable cambio de ciclo en la plantilla. Un conjunto bávaro renovado y con muchos jugadores jóvenes, no dio ninguna opción a un cuadro culé que salió con el once más veterano de la historia de la competición. El resutaldo era previsible. 

Josep María Bartomeu no quiere alargar en exceso el incendio, y no esperará a tomar decisiones drásticas que traigan de nuevo la ilusión al barcelonismo. Este lunes hay convocada una junta directiva de urgencia, donde se anunciará que Quique Setién deja de ser entrenador del FC Barcelona, y se discutirá qué jugadores no deben continuar el curso que viene. 

Los jugadores del Barça, lamentando la derrota contra el Bayern | EFE

Los jugadores del Barça, lamentando la derrota contra el Bayern | EFE

Se espera una auténtica revolución en la plantilla. De momento, el club azulgrana ya ha cerrado hasta siete incorporaciones para el próximo curso. Ahora, la máxima prioridad es tratar el tema de las salidas. Ni siquiera las vacas sagradas podrían salvarse de la quema. Y es que el presidente tiene hasta 15 futbolistas en su lista negra. 

En la rampa de salida

La debacle de Lisboa, junto a la necesidad de la entidad azulgrana de obtener ingresos por las pérdidas provocadas por el coronavirus, obligarán a escuchar ofertas para prácticamente toda la plantilla. Solo tres jugadores se salvarán: Leo Messi, Ter Stegen y De Jong. Los demás, todos podrían salir si se dan las condiciones. 

Evidentemente, hay algunos que están más en la rampa de salida que otros. Arthur Melo fue el primero en caer. Muchos lo justificaron como un movimiento puramente de valor económico, pero la realidad es que esconde muchas rencillas detrás. Lesiones extrañas, fiestas, poca puntualidad... el brasileño no ha sido precisamente un ejemplo de responsabilidad. 

Umtiti en el partido contra el Leganés / FCB

Umtiti en el partido contra el Leganés / FCB

Como tampoco lo ha sido un Umtiti que tiene todos los numeros de marcharse. Al central francés le condenó sobre todo el hecho de no hacer caso a las recomendaciones de los servicios médicos, y no operarse de sus problemas en las rodillas. Tras ese momento, nunca ha vuelto a ser el mismo, y su rendimiento no es apto para ocupar la zaga azulgrana. 

Por otra parte, se encuentra la lista de futbolistas cuyo rendimiento no acaba de convencer, y serán carne de mercado. Se incluye un Semedo que tiene buen cartel en Europa, y podría ser una pieza más que interesante en un supuesto intercambio. También Junior Firpo que cada vez tiene más números de formar parte de la operación Lautaro Martínez. Rafinha podría salir, mientras que la etapa de Braithwaite también se da por acabada, y se intentará recuperar la inversión que se hizo con él.

Arturo Vidal, dando instrucciones a Rakitic | EFE

Arturo Vidal, dando instrucciones a Rakitic | EFE

Asimismo, hay jugadores que gustan a Messi, pero el argentino entiende que su situación les puede llevar fuera del Camp Nou. Están Arturo Vidal y Rakitic, que tienen buena relación con el capitán, pero que acaban contrato en 2021, y no renovarán. Este verano será la última oportunidad de sacar algo por ellos, y no dejarles escapar gratis. Como también podría marcharse Neto, para dejar hueco a guardametas del filial que suben con fuerza, como Iñaki Peña o Arnau Tenas. Los jóvenes Wagué u Oriol Busquets no cuentan para Setién y saldrán por una buena oferta. 

Coutinho se lamenta tras una jugada fallida/ EFE

Coutinho se lamenta tras una jugada fallida/ EFE

Y por último, están los dos futbolistas con los que el conjunto azulgrana buscará hacer el mejor negocio: Coutinho, que es del agrado de Setién, pero que puede aportar unos ingresos importantes al club azulgrana; y Emerson, al que el Barça podría recuperar para venderlo por una cantidad cercana a los 25 kilos. 

Las vacas sagradas, en peligro

No se descarta también la salida de algunas vacas sagradas del vestuario. Gerard Piqué, Sergio Busquets, Jordi Alba y Luis Suárez han mostrado un claro descenso de rendimiento en los últimos años. Todos tienen contrato, como mínimo, hasta 2022, y su marcha es mucho más compleja. Difícilmente, ningún club estará dispuesto en pagar una cantidad por ellos, y además hacerse cargo de sus altas fichas. 

Por lo que es probable que continúen. Eso sí, con condiciones. Deben tener claro que es el momento de dar un paso al lado. Actuar como tutores para los jóvenes, pero no exigir ser siempre importantes en los encuentros decisivos. Su empatía y profesionalidad será clave para la transición del FC Barcelona.

Una foto de Luis Suárez, Sergi Busquets e Ivan Rakitic durante el partido contra el Rayo Vallecano / EFE

Una foto de Luis Suárez, Sergi Busquets e Ivan Rakitic durante el partido contra el Rayo Vallecano / EFE

Más complejo es el caso de Griezmann y Dembelé. Apuestas personales del presidente, solo se venderán si llega una oferta irrechazable, o si piden ellos marcharse. La temporada que viene apunta a clave y definitiva para los dos franceses. Si convencen, podrían todavía ser claves para construir en un futuro. Sino, cavarán su propia tumba en el Camp Nou. 

 
Hoy destacamos