Universo Blaugrana

Ansu Fati llevó el peso del ataque del Barça ante el Ibiza | EFE

Ansu Fati llevó el peso del ataque del Barça ante el Ibiza | EFE

Ansu Fati y De Jong, los mejores del Barça en Ibiza (con permiso de Griezmann)

Los tres futbolistas culés fueron de los pocos que se salvaron ante el equipo ibicenco

Sergio Cabanelas @SCabanelas10

23.01.2020 01:00h

2 min

El Barça ya está en los octavos de final de la Copa del Rey después de vencer por la mínima, y sufriendo muchísimo, al Ibiza de Segunda B. Los culés no consiguieron adaptarse a los experimentos tácticos de Quique Setién y se mostraron desorientados durante todo el partido. 

Además, mostraron una clara falta de actitud y garra, lo que permitió a los ibicencos adelantarse al marcador en el minuto 10. Desde entonces, el equipo de las islas se encerró con todos sus hombres para conseguir mantener el resultado. Por su parte, el conjunto azulgrana intentó superar sin mucho éxito su defensa. Los culés se mostraron muy planos y sin profundidad, y no dispararon a portería hasta el minuto 68. 

Griezmann celebrando su gol frente al Ibiza /EFE

Griezmann celebrando su gol frente al Ibiza /EFE

No obstante, en los últimos minutos apareció un Antoine Griezmann decisivo, en su mejor partido como azulgrana, para encarrilar la eliminatoria con dos goles. Los tantos del francés mantenieron al Barça a flote, pero fueron dos los futbolistas que llevaron el peso del equipo durante todo el partido: De Jong y Ansu Fati.

De Jong y Ansu Fati, los mejores del Barça

De Jong fue uno de los pocos jugadores que se salvaron del Barça. El holandés fue el más destacado de los cuatro jugadores que formaron el centro del campo culé. Como mínimo, fue el único que supo colocarse e intentar superar las lineas defensivas rivales con pases más profundos. Precisamente, de una mágica asistencia suya Griezmann abrió el camino de la remontada. 

De Jong, en el partido ante el Ibiza | EFE

De Jong, en el partido ante el Ibiza | EFE

Pero además, también se mostró muy intenso en defensa, ayudando a Lenglet, el único central, en tareas defensivas y colocándose a su lado a la hora de replegar. Una posición que ya ocupó en su etapa en el Ajax, y que demostró que el holandés es un jugador muy polivalente y que hace bien todo lo que se le exige. 

Por otra parte, también fue muy meritorio el partido de Ansu Fati. El canterano llevó la responsabilidad del equipo en ataque sobre todo en la segunda parte, al cambiarse a la banda derecha. Con mucha valentía, encaró cada vez que tuvo la oportunidad a la defensa del Ibiza y consiguió despertar al equipo cuando más lo necesitaba. De Jong y Ansu Fati, al lado de Griezmann, fueron los tres jugadores que, tras las bajas de Messi, Busquets y Piqué, dieron un paso al frente y permitieron al Barça clasificarse para los octavos de final. 

 
Hoy destacamos