Universo Blaugrana

El Barça celebra un gol ante el Levante / EFE

El Barça celebra un gol ante el Levante / EFE

El Barça de Memphis da oxígeno a Koeman en el épico regreso de Ansu Fati

El conjunto azulgrana golea al Levante en una fiesta memorable el día del regreso del nuevo 10 del Barça

Jonathan Mondéjar

26.09.2021 18:08h Actualizado: 26.09.2021 18:29 h.

3 min

El FC Barcelona era un equipo herido. Con su entrenador en el disparadero. Con un futuro realmente incierto. Los tres últimos tropiezos ante el Bayern, Granada y Cádiz hacían al club ser muy vulnerable. Delante estaba el Levante, que nunca había ganado en el Camp Nou. Siguió sin hacerlo. Los de Ronald Koeman sorprendieron a los granotas con un inicio espectacular e intenso. Sorprendió la baja de Ronald Araújo, que venía siendo el mejor. Éric entró en su lugar. Finalmente el Barça venció 3-0 al Levante dejando muy buenas sensaciones el día de la vuelta de Ansu Fati. Lo hizo con gol incluido. 

Alineaciones

Alineación Barça: Ter Stegen; Piqué, Éric, Dest, Mingueza; Busquets, Nico, Gavi, Memphis, Luuk de Jong, y Coutinho.

Alineación Levante: Aitor; Miramón, Mustafi, Postigo, Clerc; De Frutos, Pepelu, Radoja, Melero; Dani Gómez y Roger.

El Barça, un vendaval

El Barça salió con ritmo y con soltura. Había muchos jóvenes en el medio del campo. La presencia de Gavi y Nico eran claro ejemplo de ello. El Levante era dominado por los azulgranas. La acción no tardó en llegar cuando Memphis fue derribado en el área. El neerlandés regateó a tres contrarios, una maravilla. El colegiado señaló la pena máxima. Llegó el primero de su mano con un disparo fuerte y engañando al portero. Tercer gol de Depay en Liga.

Memphis celebra el gol ante el Levante / EFE

Memphis celebra el gol ante el Levante / EFE

Los de Koeman, que miraba el encuentro desde la grada, comenzaban con buen pie. Jugaban con una nueva variante del sistema: un 4-2-3-1. Con Nico en paralelo con Busquets. Los culés salieron tan motivados que el segundo no tardó en llegar. Luuk de Jong lo transformó mediante un chute con la diestra, tras recibir de Dest. Gran asistencia del americano. Eran dos goles en 15 minutos. El Barça recuperaba las mejores sensaciones.

Luuk de Jong celebra su gol ante el Levante / EFE

Luuk de Jong celebra su gol ante el Levante / EFE

Los de Paco López estaban siendo presionados por los delanteros azulgranas. Lo cual hizo que se sintieran ahogados. Gavi estaba haciendo una función fundamental. Repartía juego e incidía en los robos de balón. Dejó solo a Memphis en un pase al espacio. Estaba siendo el mejor de la medular. Nico era el acompañante tras las bajas de Pedri y Sergi Roberto. El Barça estaba cómodo. La goleada era algo factible. De hecho, el mencionado Gavi falló el tercero delante de Aitor. La quiso levantar pero el meta le leyó las intenciones. El protagonista del primer tanto, Depay, remató de cabeza tras un centro de Mingueza. Las ocasiones no cesaban. El Levante, desaparecido. Esperaba el descanso. Así fue, 2-0 con momentos de brillantez por parte de los culés.

La segunda mitad: fiesta

El Barça salía confiado. Había comido la moral al Levante. Como no podía ser de otra manera, Memphis siguió chutando a puerta. Gavi repartiendo juego, y Nico robando balones. El nuevo sistema hacía lucir hasta a Coutinho. El brasileño fue cambiado en el 59 por Riqui Puig. Fue también el momento en el que Ansu Fati se disponía a calentar. Sería la primera vez que el número 10 pisaba el césped del Camp Nou sin que fuese Messi el que lo portase. El inicio de la nueva era.

Memphis autor del primer gol ante el Levante / EFE

Memphis autor del primer gol ante el Levante / EFE

El partido estaba totalmente controlado por los de Koeman. Seguían teniendo ocasiones por parte de Riqui, Dest y Memphis. El lateral americano, en su mejor versión a pesar de estar cambiado de banda. El Levante no había chutado ninguna vez a Ter Stegen.

Ansu Fati celebra su gol ante el Levante / EFE

Ansu Fati celebra su gol ante el Levante / EFE

En el minuto 80 el banquillo del Barça movió ficha. Y vaya si lo movió: un triple cambio. Ansu Fati era uno de ellos. El estadio lo coreaba. El momento del partido: 11 meses después. Ansu, con el 10.Luuk de Jong salió. Mingueza por Araújo y Gavi por Demir. Memorable. Morales tuvo la primera para el Levante. Interrumpió la euforia culé. El partido era una fiesta total: Ansu Fati metió un golazo de fuera del área. Tarde redonda. Llegar y besar el santo. El Camp Nou ha llorado su ausencia y ahora vuelve a disfrutar de Ansu. Historia del Barça.

 
Hoy destacamos