Universo Blaugrana

Ivan Rakitic en un entrenamiento del Barça con Vidal, Messi y Griezmann / EFE

Ivan Rakitic en un entrenamiento del Barça con Vidal, Messi y Griezmann / EFE

La caída libre de Rakitic en el Barça

El centrocampista croata ha visto muy reducida su participación con el conjunto azulgrana

Pau Beya Acero @pbeya96

28.10.2019 19:12h

2 min

Ivan Rakitic no puede decir que no estaba avisado. El pasado verano el FC Barcelona le advirtió que con la llegada de Frenkie de Jong su protagonismo se vería reducido de forma ostensible. Por eso mismo, le abrió las puertas de salida, pues había pasado a ser un jugador prescindible. El croata recibió ofertas de la Premier League, la Ligue 1 y la Serie A, pero las rechazó todas.

Es (o era) feliz en la capital catalana, su mujer y sus hijos están satisfechos con la vida en Barcelona y en ningún momento se planteó cambiar de aires. Quizás pensaba que, aunque dejara de ser imprescindible, seguiría teniendo un papel protagonista y seguiría contando con minutos. Pero nada más lejos de la realidad.

Del cielo al infierno

Efectivamente, como se le venía advirtiendo desde el verano, Rakitic ha quedado en un segundo plano. Han pasado por delante de él Sergio Busquets, Frenkie de Jong, Arthur, Sergi Roberto e incluso Arturo Vidal. En este arranque de temporada ha participado únicamente en ocho encuentros, y sólo fue titular en el choque contra el Granada. No ha completado ningún partido y ha disputado 203 minutos.

Ivan Rakitic en el banquillo / EP

Ivan Rakitic en el banquillo / EP

Unos datos que contrastan con los de las dos primeras campañas de Ernesto Valverde. El curso pasado, por ejemplo, participó en los 12 primeros compromisos del año y fue titular en 11 de ellos. En total jugó 998 minutos. Es decir, que en el inicio del ejercicio solo se perdió 82 minutos. En total disputó 54 partidos y estuvo sobre el terreno de juego 4.237 minutos.

Son registros similares a los del primer año del Txingurri como técnico del FC Barcelona. Fue imprescindible nada más llegar. Empezó nueve de los 12 primeros encuentros y en los otros tres entró desde el banquillo. Jugó 866 minutos, cuatro veces más que en este arranque de temporada. En el cómputo total de la temporada participó en 55 choques y completó 4.266 minutos.

Molesto

Esta situación novedosa e inesperada para él ha provocado que cambie su postura respecto al pasado verano. Si antes eran todo negativas, hace unas semanas ya manifestó que no está en Barcelona "para dar paseos por la playa" y recordó que quiere jugar. Unas declaraciones que despertaron el interés de grandes clubes europeos.

Rakitic sustituyó a Arturo Vidal en el partido contra el Sevilla / EFE

Rakitic sustituyó a Arturo Vidal en el partido contra el Sevilla / EFE

Dos de los primeros en moverse fueron el Milan y el Manchester United, equipos que están en busca de un centrocampista experimentado. El último conjunto en moverse fue el Inter de Milán, que ya mostró interés por el futbolista croata el pasado verano. Él se negó. Ahora la situación ha cambiado completamente.

La paciencia de Ivan Rakitic se está agotando. Sigue luchando por su puesto, como recordó el pasado domingo en su Twitter con la frase del filósofo Ralph Waldo Emerson que señala que "nuestra grandeza no está en no caer nunca, sino en levantarnos cada vez que nos caemos". Esta pugna por un sitio en el once titular podría terminar el próximo mes de enero. Si su situación no cambia, cerrará su etapa en Can Barça.

 
Hoy destacamos