Universo Blaugrana

Piqué y Lenglet, cabizbajos en un partido del Barça | EFE

Piqué y Lenglet, cabizbajos en un partido del Barça | EFE

Los centrales de los que se ha desprendido el Barça en dos años

El club culé no está siendo capaz de encontrar al heredero de Gerard Piqué para el eje de la defensa

Sergio Cabanelas @SCabanelas10

08.10.2020 19:01h

2 min

Una de las posiciones que más preocupan a Ronald Koeman en este inicio de temporada es el centro de la defensa. El técnico holandés ya cargó públicamente contra Todibo y Samuel Umtiti, y ni siquiera los contempló como opciones para la temporada. Finalmente, el joven central francés se marchó cedido al Benfica, mientras que el ex del Lyon intentará convencer al entrenador de que merece una nueva oportunidad. 

Una situación que deja al Barça con solo tres opciones hasta que llegue el mercado de invierno: Gerard Piqué, Clement Lenglet y Ronald Araujo. A estos se podría añadir, en caso de urgencia, dos alternativas del filial como son Santiago Ramos o Moussa Ndiaye. Sin embargo, es evidente que el club culé lleva años arrastrando el mismo problema: no ser capaz de encontrar un refuerzo de garantías para el eje de la defensa

Todibo y Marlon en un fotomontaje / Culemanía

Todibo y Marlon en un fotomontaje / Culemanía

En solo dos años, el FC Barcelona se ha desprendido de hasta siete centrales, que no han acabado de convencer. Al ya mencionado Todibo, se ha sumado este mismo verano Jorge Cuenca y Chumi, ambos cedidos. Por su parte, también se dejó de contar hace dos cursos con Jeison Murillo, tras su desastrosa cesión donde ni siquiera debutó; y Marlon y Yerry Mina, con el que el club hizo negocio con su venta. A esto hay que sumar también la promesa del filial Xavier Mbuyamba, que el cuadro catalán optó por no renovar. 

Refuerzos que no llegan

A esto hay que sumar también los problemas que está teniendo el Barça en cuanto a fichajes para la zona defensiva. El gran objetivo para ser el heredero de Gerard Piqué fue, el verano pasado, Matthijs De Ligt. El club culé se hizo con los servicios ese mismo mercado de De Jong, y contaban con ese gran argumento para convencerle. 

Matthijs de Ligt en un partido con la Juventus / EFE

Matthijs de Ligt en un partido con la Juventus / EFE

Sin embargo, finalmente el central holandés, de solo 20 años, priorizó el proyecto de la Juventus de Turín, donde no ha conseguido todavía hacerse con un hueco. Los italianos pagaron 75 millones de euros más 10,5 en variables por él. Cifras a las que no pudieron llegar en el Camp Nou. 

Asimismo, este verano también hubo un importante baile de nombres para reforzar la defensa. Upamecano, Jose María Giménez, Skriniar, Alaba... opciones de primer nivel que el Barça no se pudo permitir por el descenso de ingresos provocado por la pandemia

Por eso, se decidió apostar por una alternativa de futuro y mucho más asequible: Éric García, del Manchester City. Canterano que siempre ha tenido en mente volver a casa, y que además acaba contrato el verano de 2021. La situación era ideal, pero el Manchester City no cedió en sus exigencias y las negociaciones se rompieron. 

Eric Garcia en el partido contra el Olympique de Lyon EFE

Eric Garcia en el partido contra el Olympique de Lyon EFE

El FC Barcelona tiene el OK del jugador, y la intención será cerrar su traspaso en enero por una cantidad más asumible; o gratis en verano. Sin embargo, Koeman deberá sobrevivir tres meses con una lista de centrales poco extensa. Cualquier imprevisto puede complicarle la temporada. Una opción posible, y más teniendo en cuenta la suerte del equipo con el eje de la defensa en las últimas temporadas. 

 
Hoy destacamos