Universo Blaugrana

Messi celebrando un gol en el Camp Nou en la final de 2015 / EFE

Messi celebrando un gol en el Camp Nou en la final de 2015 / EFE

Las exhibiciones de Leo Messi en las finales de la Copa del Rey

El argentino ha sido clave en casi todas las finales que ha disputado el Barça

Oriol Quintana

24.05.2019 10:14h

2 min

Este sábado Leo Messi disputa su novena final de la Copa del Rey desde que dio el salto al primer equipo del Barça. De estas ocho, el club catalán ha levantado el trofeo hasta en seis ocasiones. Las únicas dos finales que ha perdido han sido contra el Real Madrid, el eterno rival.

El argentino ha sido clave en casi todas ellas mediante goles y asistencias. La primera final copera que disputó fue en 2009 contra el Athletic Club en Mestalla. Los culés superaron a los vascos por 1-4 remontando el gol inicial de Toquero. Yaya Touré marcaba el empate y Leo Messi se estrenaba en una final anotando el segundo tanto. Bojan y Xavi marcaban los dos últimos goles.

Leo Messi marcando el segundo gol de la final de la Copa del Rey / EFE

Leo Messi marcando el segundo gol de la final de la Copa del Rey de 2009 / EFE

En la primera final disputada, Messi ya demostró de lo que es capaz. Todos los aficionados, de uno y otro equipo, se pusieron en pie reconociendo la actuación del 10 y de todo el equipo. Ese Barça bajo las órdenes de Pep Guardiola levantaría el sextete esa temporada.

El primer varapalo contra el Madrid

Dos años después -2011- el Barça volvía a una final. Se veían las caras contra el Real Madrid de Mourinho y Cristiano Ronaldo. Los merengues superaban por la mínima a los catalanes con un gol en la prórroga. El portugués remataba un centro de Di María. El argentino llegó a dar una asistencia de gol a Pedro pero el tanto fue anulado por un fuera de juego muy justo. Los culés conseguirían cinco títulos ese curso.

En 2012, se sacaron la espina contra el Athletic Club (0-3). Los azulgranas no dejaron ni respirar a los vascos y fueron superiores durante todo el partido. Pedro marcó dos goles y Messi asistió a Andrés Iniesta para que marcara el tercer y último tanto.

Iniesta y Messi celebrando el último gol de la final 2012 / EFE

Iniesta y Messi celebrando el último gol de la final 2012 / EFE

Dos cursos más tarde, el argentino volvía a recibir un duro golpe. Quizás fue uno de sus clásicos más discretos. El Real Madrid superaba al Barça (2-1) gracias a una gran carrera de Gareth Bale que ridiculizaba a Marc Bartra. Precisamente el central había empatado el gol inicial de Ángel Di María.

De exhibición en exhibición

La final que más se recuerda fue contra el Athletic Club en el Camp Nou en 2015. Los culés ganaban a los vascos por 3-1 pero sobre todo quedó para el recuerdo la acción del primer tanto. Messi, pegado a la derecha, regateaba hasta cuatro jugadores definiendo excelentemente ante Iraizoz. El equipo de Luis Enrique levantaría el triplete ese curso.

Los próximos tres años, la Copa también fue azulgrana. Contra el Sevilla (2-0) en 2016 el argentino dio dos asistencias -a Alba y a Neymar- en el Calderón. También fue clave contra el Alavés (3-1) en 2017. Contra un rival de inferior calidad, el 10 marcó el primer tanto a la media hora de juego.

La última final copera contra el Sevilla (5-0) fue un auténtico paseo. La temporada pasada, el Barça pasó por encima de los andaluces. Messi volvió a ver portería en el último partido de Iniesta -que también marcaría- como culé. También marcaron Suárez (2) y Coutinho.

El crack blaugrana afronta su novena final como culé con el brazalete de capitán. El delantero ha visto portería en cuatro finales de las ocho disputadas, pero ha sido decisivo en la gran mayoría. Este sábado se puede el club puede hacer historia al ser el primer equipo en levantar cinco copas consecutivas.

 

Hoy destacamos