Universo Blaugrana

Ferran Torres pugna por un balón con Kevin Vázquez / EFE

Ferran Torres pugna por un balón con Kevin Vázquez / EFE

Ferran Torres alimenta su propia oscuridad

El delantero valenciano, obsesionado con el gol, fue pitado por la afición del Barça

Lluís Regàs @LluisRegas

11.05.2022 10:07h Actualizado: 11.05.2022 10:44 h.

1 min

Ferran Torres está ansioso. Desesperado. El delantero valenciano está muy preocupado por su falta de gol en los últimos partidos y su rendimiento mengua día tras día. Xavi, de momento, tiene paciencia con él.

Xavi lo ha intentado todo con Ferran, que ha jugado en las dos bandas y como delantero centro. Como extremo le falta velocidad. Com ariete perdona mucho. Atascado como goleador, nadie puede discutir su compromiso y su entrega. Presiona de principio a fin, como Griezmann

Cuatro goles en la Liga

Contra el Celta, Ferran Torres siguió atascado. A los 25 minutos, la afición del Barça le pitó. Xavi removió el equipo por la ausencia de Sergio Busquets y Ferran se contagió de la mediocridad barcelonista. Su confusión contrastó con la clarividencia de Memphis y Aubameyang. A falta de fútbol, el Barça tuvo gol.

Ferran Torres, en un lance del partido contra el Celta

Ferran Torres, en un lance del partido contra el Celta / FCB

Ferran Torres necesita un gol. Urgentemente. En los 16 partidos de Liga que ha disputado con el Barça ha marcado cuatro goles y ha dado cuatro asistencias. En la Europa League sus porcentajes son mejores: seis partidos, dos goles y dos asistencias.

Segundo fichaje más caro

El Barça fichó a Ferran Torres en el pasado verano de invierno. Fue la segunda contratación más cara de la historia del Barça con Laporta de presidente. El club azulgrana abonó 55 millones de euros por él al Manchester City en una operación que contemplaba el pago de otros 10 millones en variables.

Ferran, un futbolista que aporta mucha profundidad, siempre ha contado con la complicidad de Xavi. Falla mucho, pero siempre se ofrece. Si supera su ansiedad puede ser un delantero letal para el Barça.

 
Hoy destacamos