Universo Blaugrana

Frenkie de Jong durante el Barça-Sevilla / EFE

Frenkie de Jong durante el Barça-Sevilla / EFE

Frenkie de Jong se tiene que poner las pilas

El holandés sigue siendo clave en el Barça, pero sin consolidarse en el puesto

Oriol Quintana @urikingkat

05.10.2020 10:47h Actualizado: 05.10.2020 11:49 h.

2 min

Todo apuntaba que ésta sería la temporada de consolidación de Frenkie de Jong en el FC Barcelona. Tras un curso con dos entrenadores, varios cambios de sistema y algunas molestias físicas; el centrocampista holandés empezaba una nueva campaña con energías renovadas: más confianza, Ronald Koeman y un sistema que se asemeja más a su selección y al Ajax.

Mucho se tienen que torcer las cosas para que el ex ajacied deje de ser indiscutible con los culés. La temporada acaba de empezar, hace tándem con Sergio Busquets en el doble pivote, pero sigue estando muy lejos del nivel que él --y todos los culés-- desearían ver. No termina de sentirse cómodo y de dar un paso adelante.

De Jong está firmando un inicio de Liga bastante irregular, capaz de dar salida de balón a sus compañeros pero, a su vez, cometer algunas pérdidas graves que pueden pasar factura. Contra el Sevilla (1-1), volvemos a verlo muy despistado en algunas ocasiones y con un exceso de confianza que a menudo le afecta negativamente.

Muchas pérdidas

El centrocampista holandés ya dejó varias dudas contra el Villarreal. En un partido ya encarrilado (4-0), se confió y perdió un par de balones cerca del área de Neto Murara que los groguets no supieron aprovechar. Por suerte para él, no salió en la foto de ningún tanto en contra.

De Jong ante la presión de Jordán / Redes

De Jong ante la presión de Jordán / Redes

Se reivindicó contra el Celta de Vigo (0-3), recuperando muchos balones --20 con Sergio Busquets-- y firmando aquellas cabalgadas épicas que solía hacer con el Ajax de Ámsterdam que tanto gustaban en Barcelona. Ante el Sevilla, volvió al De Jong de la primera jornada, dejando serias dudas.

No terminó de adaptarse al ritmo de los sevillistas. Los visitantes llevaban el peso del partido con largas combinaciones mientras que los culés buscaban atacar a la contra. En este sistema de juego, poco podían aportar los dos pivotes. Estuvo espeso, poco concentrado y falló varios pases fáciles.

Ronald Koeman no prescindió de él, aunque veía que no estaba en su mejor partido. Tuvo el gol de la victoria en los últimos minutos, pero no destacó por sus aportaciones ofensivas. En los 90 minutos de partido, llegó a perder once balones, algunos de ellos en zona muy comprometida.

El palo de Koeman

El entrenador tiene confianza ciega en De Jong. Sabe que será una pieza importante y quiere que recupere su mejor versión. Eso no impide que le lanzara un mensaje en rueda de prensa después del encuentro. “Él sabe que ha perdido demasiados balones”, comentó el técnico.

Ronald Koeman habla con Frenkie de Jong / EFE

Ronald Koeman habla con Frenkie de Jong / EFE

“Normalmente no le pasa esto a él, pero tanto el equipo como él ha perdido muchos balones (115 en total). Contra el Celta estuvo muy bien, hoy todos han estado menos finos y ha perdido balones que normalmente no pierde”, añadió Ronald Koeman sobre uno de los jugadores que mejor conoce.

Su presencia en el once no peligra de momento. Miralem Pjanic no cuenta con la confianza necesaria y Riqui Puig y Carles Aleñá siguen desaparecidos. Poco a poco se va entendiendo tácticamente con Sergio Busquets y se espera que mejore individualmente tras el parón de selecciones.

 
Hoy destacamos