Universo Blaugrana

Griezmann durante un partido con la selección de Francia / EFE

Griezmann durante un partido con la selección de Francia / EFE

Griezmann mete el dedo en la llaga con su traición al Barça

El jugador francés comenta los motivos que le llevaron a no ser azulgrana

19.11.2018 16:33h

2 min

Antoine Griezmann fue uno de los nombres que más sonó para reforzar al Barça en el pasado mercado de fichajes estival. El futbolista francés es uno de los jugadores más destacados de la Liga y el club azulgrana se lanzó a por él. La situación conllevó unas idas y venidas impropias de un futbolista profesional, llevando demasiado lejos la toma de su decisión.

Durante varios días se veía a Griezmann vistiendo de azulgrana, pero pocos días después surgían dudas y se le volvía a ver con la elástica del Atlético de Madrid. El tiempo se agotaba y el internacional francés, que justo se había proclamado campeón del mundo, hizo pública su decisión final a través de una producción audiovisual que le conllevó más críticas que halagos.

A la sombra de Messi

Jugar en el Barça es el sueño y ambición de muchos futbolistas. Además de ser una institución mundialmente reconocida, cuenta con algunos de los mejores futbolistas del planeta, entre ellos Leo Messi, la principal atracción. Lo que para otros hubiera sido la oportunidad de su vida, Griezmann lo tomó como un paso atrás en sus aspiraciones a ser el mejor.

Messi y Griezmann se saludan en el pasado Mundial de Rusia / EFE

Messi y Griezmann se saludan en el pasado Mundial de Rusia / EFE

“Ser compañero de Messi pesaba”, comentó el futbolista galo en una entrevista para la televisión francesa. Si bien jugar al lado del crack argentino podía ser una oportunidad, Griezmann le dio más importancia a su estabilidad en el Atlético de Madrid. “Mis compañeros de equipo y el club lo hicieron todo, hablaron conmigo, me aumentaron el salario, hicieron todo lo posible para demostrarme que era mi casa y que no debía marcharme”, comentó el jugador francés.

No al cambio

“Fue una decisión difícil de tomar. Tienes al Barça que te quiere, te llama, te manda pequeños mensajes de parte de los jugadores o hablas con la familia. Y luego está el club donde estás, donde eres un jugador importante”, comentó Griezmann al respecto de su papel en el Atlético de Madrid, matizando que el conjunto madrileño creó un proyecto entorno a él.

El atacante galo prefirió malo conocido que bueno por conocer. Si bien su papel el conjunto colchonero es el de líder, llevó la situación de su posible fichaje por el Barça demasiado al límite. Griezmann mareó la perdiz hasta que consiguió el contrato deseado después de poner en entredicho su implicación en el proyecto del Atlético de Madrid.

Piqué lo sabía

La actitud de Griezmann llegó a crispar a una directiva azulgrana que ya había recibido demasiadas largas y que quedó un tanto desconcertada con la acción que llevó a cabo el jugador deseado. Éste hizo publica la decisión de quedarse en el Atlético de Madrid, y decirle no al Barça, a través de un vídeo demasiado innecesario.

Griezmann chuta de chilena durante el derbi madrileño / EFE

Griezmann chuta de chilena durante el derbi madrileño / EFE

Si bien al club azulgrana no le hizo demasiada gracia, aún menos cuando salió a la luz que Gerard Piqué es miembro de la productora que realizó el vídeo. El central sabía que Griezmann no ficharía por el Barça y no hizo nada para impedir que la bola de rumores y suposiciones se hiciera más grande.

El hype por la decisión del francés era muy alto, pero a los pocos días se olvidó. De hecho, ha tenido que ser el mismo Griezmann el que ha vuelto a hablar para que se recordara que el Barça lo quiso fichar. Si bien su decisión era respetable, las formas con las que trató el asunto dejaron mucho que desear.

 

Hoy destacamos