Universo Blaugrana

Messi y Alba celebran el segundo tanto del argentino frente el Valencia / EFE

Messi y Alba celebran el segundo tanto del argentino frente el Valencia / EFE

Jordi Alba y Messi meten a Valverde en un lío

El catalán será baja por sanción mientras que el argentino puede esperar su turno desde el banquillo

Oriol Quintana

09.02.2019 20:15h

3 min

El lateral del Barça, Jordi Alba, será una de las bajas más sensibles de la visita del equipo al campo del Athletic de Bilbao. El futbolista de L’Hospitalet está sancionado tras haber visto el último partido liguero –contra el Valencia (2-2) en el Camp Nou– la quinta tarjeta amarilla.

Ernesto Valverde tendrá que recurrir a experimentos. Y es que el lateral izquierdo es el único especialista en su posición de la primera plantilla tras la salida este verano de Lucas Digne al Everton. El técnico deseaba incorporar a un sustituto del francés pero la secretaría técnica le hizo mirar al filial.

Con un Cucurella cedido al Eibar, la única alternativa de la Masía es subir a Juan Miranda. El joven ya tuvo oportunidades contra la Cultural Leonesa y en la ida contra el Levante (2-1) pero sus nervios le jugaron una mala jugada. Desde ese día ya no ha tenido más oportunidades con el primer equipo.

El técnico extremeño ha dado entrada en la convocatoria de este domingo a todos los disponibles, Leo Messi y Ousmane Demebelé, que ya ha recibido el alta incluido. También ha hecho lo mismo el lateral del Barça B que puede tener de nuevo unos minutos para demostrar su potencial. Mañana uno de los 19 hombres será descartado. Seguramente un central, todo apunta a Vermaelen o Jeison Murillo.

Valencia como precedente

Jordi Alba es el tercer jugador de la plantilla que más minutos acumula en las piernas tras Marc-André Ter Stegen y Gerard Piqué. El Txingurri le reservó 45 minutos en la última jornada liguera pensando en el clásico que se jugaba este miércoles.

Jordi Alba y Marcelo en el único duelo entre FC Barcelona y Real Madrid esta temporada / EFE

Jordi Alba y Marcelo en el único duelo entre FC Barcelona y Real Madrid esta temporada / EFE

En esa ocasión fue Sergi Roberto quien ocupó la posición de lateral zurdo. A pierna cambiada el de Reus no se pudo adaptar al ritmo de juego valencianista y cuajó un mal partido. Provocó un penalti –que significó el segundo gol– y se ubicó en el lateral derecho en la segunda parte.

Nelson Semedo fue el que dio entrada a Jordi Alba. El portugués está firmando muy buenos partidos y es que su rendimiento defensivo equilibra muy bien el equipo. Es veloz y se incorpora muy bien al ataque. Titular en el clásico, el lateral derecho es ahora mismo suyo.

Todo apunta que repetirá la defensa de Valencia con algún ligero cambio: Roberto-Lenglet-Piqué-Semedo. Los vascos están acostumbrado a jugar con laterales largos como Yuri Berchiche y Capa, sancionado este domingo. En punta hay Williams y Muniaín atentos a los espacios entre centrales. Viendo la velocidad de los leones esta línea de cuatro puede ser la más fiable.

Dar entrada a Vermaelen

La opción más conservadora a priori pero también la más peligrosa es dar entrada a Thomas Vermaelen. Aunque el belga siempre rinde a un buen nivel, la velocidad de los extremos y los laterales vascos, lo pueden dejar en evidencia.

Vermaelen en una sesión de entrenamiento con el Barça / EFE

Vermaelen en una sesión de entrenamiento con el Barça / EFE

El central zurdo –recuperado totalmente de su rotura en el sóleo que le dejó fuera un mes– jugó de titular dos de los últimos tres encuentros ligueros: Valencia y Leganés. Descansó en el clásico y puede volver a tener oportunidades en la visita a San Mamés.

La plantilla es muy completa pero en el apartado del lateral izquierdo no se han hecho los deberes. Jordi Alba no puede jugar este domingo y el técnico tiene que recurrir a experimentos para mostrar una defensa sólida ante un equipo que va cogiendo las sensaciones de temporadas pasadas.

Leo Messi puede jugar de incio

En el último entrenamiento previo al partido de este domingo, Leo Messi se ha entrenado sin problema aparente. El argentino ha salido de los primeros al terreno de juego de la Ciutat Esportiva Joan Gamper y puede empezar el partido de titular.

Ernesto Valverde no tendrá que volver a innovar en el once ni dar entrada a los menos habituales. “Hay que esperar. De cara al partido de Copa no queríamos arriesgar y ahora estamos en una situación parecida. Si está bien, seguramente jugará”, se limitó a decir el técnico en la rueda de prensa previa.

Ousmane Dembelé, por su parte, puede reaparecer en la segunda parte tras unos días de baja. Casi seguro que Messi jugará vaya como vaya el partido. El equipo descansa entre semana y el partido es sumamente importante para mantener los puntos con el Real Madrid, segundo clasificado tras vencer en el Wanda Metropolitano (1-3).

 

Hoy destacamos