Universo Blaugrana

Messi, al recibir de Kaká su Balón de Oro en 2012 | EFE

Messi, al recibir de Kaká su Balón de Oro en 2012 | EFE

Un madridista entregará el Balón de Oro a Messi

El argentino se convertirá en el futbolista que más veces ha levantado el galardón

Sergio Cabanelas @SCabanelas10

02.12.2019 18:48h

1 min

A partir de las 20.30 horas, y tal y como se ha filtrado hace unas horas, Messi recibirá su sexto Balón de Oro. Esta vez, los periodistas decidieron que prevaleciera el criterio individual, en lugar del colectivo. Y en este sentido, el argentino ha estado claramente un peldaño por encima a todos sus rivales. 

El 10 ha firmado un 2019 para el recuerdo. Ha sido uno de los máximos goleadores del año con 44 goles entre el FC Barcelona y la selección argentina. Su eterno rival en esta estadística, Cristiano Ronaldo, solo ha anotado 33. Además, el delantero argentino ganó el pichichi y la Bota de Oro; y levantó el The Best hace unos meses. Argumentos de sobra para defender la candidatuta del argentino. 

Así, Messi recibirá un galardón que llevaba sin ganar desde el año 2015; y formará podio junto a Van Dijk y Mohamed Salah. Cristiano Ronaldo se quedará fuera de los tres mejores por primera vez desde 2011. Pero, sin duda, una de las cosas más sorprendentes de la ceremonia será la persona que se encargará de cederle el premio a Leo. 

Un madridista

El futbolista del Real Madrid Luka Modric, y ganador en 2018, será el protagonista de entregar el galardón a Messi. El croata, pese a no estar ni entre los treinta mejores, ha respondido afirmativamente a la invitación de France Football para formar parte de la gala de entrega que reconoce al mejor jugador de 2019.

Una foto de archivo de Luka Modric y Leo Messi en un Clásico / EFE

Una foto de archivo de Luka Modric y Leo Messi en un Clásico / EFE

Para el centrocampista merengue es un honor participar en este tipo de ceremonias y poco ha importado que sea el azulgrana al que tenga que hacer entrega del codiciado Balón de Oro. El croata considera al argentino un digno sucesor en eso de ser el mejor jugador y así lo ha demostrado con su presencia en la capital francesa.

Decisión ejemplar de un jugador que ha sido capaz de dejar los colores a un lado, y rendirse también a un futbolista que cada vez tiene menos detractores y que consigue un argumento más para ser considerado el mejor jugador de la historia del fútbol. 

 

Hoy destacamos