Universo Blaugrana

Una foto de Ivan Rakitic durante un entrenamiento del Barça / FCB

Una foto de Ivan Rakitic durante un entrenamiento del Barça / FCB

La negociación final por Rakitic que fracasó: se queda

El cierre de mercado obliga al Barça a mantener al jugador en plantilla y se cumple su deseo de seguir de azulgrana

Claudia Granja @c_granjafranch

03.09.2019 00:18h Actualizado: 03.09.2019 00:20 h.

3 min

Habrá que ver qué depara esta temporada a Ivan Rakitic, pero el cierre de mercado de este lunes 2 de septiembre solo aclara una cuestión: el croata será jugador azulgrana esta temporada, o al menos, hasta el mercado de invierno. El movimiento final no ha llegado desde Turín, la única vía que le quedaba al centrocampista para abandonar la entidad catalana tras la ruptura de las negociaciones con el PSG, y Rakitic seguirá un año más en el Camp Nou. 

La temporada 2019-20 será su sexta campaña defendiendo los colores azulgranas, aunque presumiblemente su rol no será el de actor principal. O sí. Ahora, y con cinco meses por delante de competición, todo está en manos de Ernesto Valverde. Lo que está claro es que las relaciones entre el jugador y el club andan algo deterioriadas desde que el pasado verano el medio se proclamara subcampeón del mundo. Desde entonces, Rakitic espera un gesto de la entidad --un aumento de sueldo-- que todavía no ha llegado y que no va a producirse. La masa salarial del primer equipo está por las nubes y, dejando de lado la operación retorno de Neymar, su elevada ficha era uno de los motivos de la junta para avalar su salida este verano.

Se acabó el mercado y con éste un culebrón que se ha alargado demasiado en el tiempo. Las negociaciones han existido, pero de nuevo la falta de transparencia del club ha agonizado un caso que llevaba horas cerrado. Su futuro fue tan incierto y la situación llegó hasta tal punto, que incluso su seleccionador prefirió no convocar al centrocampista: “Ivan debe ahora arreglar su futuro inmediato con su club, el FC Barcelona”, explicó en rueda de prensa este viernes Dalic

La vía que se abre

El interés de la Juventus se ha mantenido hasta el final y ante la posibilidad de efectuar un intercambio beneficioso para ambas partes, el club catalán puso sobre la mesa el nombre de Federico Bernardeschi, pero de nuevo no se ha llegado a un acuerdo. La Juve exigía una inversión mayor a la que preveía el club catalán y se acabó el debate.

Rakitic sí se queda y abre la puerta a un nuevo mundo ya conocido por el Txingurri y el barcelonismo. Un interior con experiencia o incluso un pívote defensivo para el esquema de juego azulgrana que siempre ha rendido con la máxima profesionalidad. Además, tiene llegada y gol. La marcha de Rafinha cedido al Celta de Vigo, que se concretó este lunes por la tarde, abre paso al croata. Pese a la competencia de Sergi Roberto, De Jong y Busquets, Ivan pasará a ser la siguiente opción del técnico azulgrana junto a Arturo Vidal

Sus suplencias en los tres primeros partidos de Liga se aclararán en las próximas semanas y solo hay dos opciones: o Valverde realmente ha cumplido con sus palabras de pretemporada cuando aseguró: "Rakitic deberá ganarse el puesto" o sus ausencias en el verde hasta ahora se justifican por una orden de club para forzar su salida.

Hasta esta temporada, Rakitic había sido un indiscutible en el once del técnico extremeño, como en su día lo fue con Luis Enrique, pero ahora queda pendiente de resolución conocer su verdadera situación deportiva. ¿Es realmentesuplente por razones tácticas y deportivas?

Las rencillas que quedan

Fuentes cercanas al jugador consultadas por este medio han aseguarado horas antes del cierre de mercado han asegurado que el escenario no había cambiado: "No hay novedades. Está muy tranquilo. Es un gran profesional y se encuentra a gusto en el Barça", pero pese a su voluntad de seguir en el Camp Nou a nadie se le escapa que las diferencias entre ambas se han agudizado.

El club no ha podido conseguir su objetivo de deshacerse del futbolistsa --pese a que Rakitic finalmente aceptó salir si se concretaba la operación Neymar-- y ahora Valverde tiene la obligación de volver a hacerle sentir importante. Tras finalizar el encuentro ante el Osasuna, el Txingurri dio continuidad a las palabras que pronunció Aspiazu horas antes del encuentro: "Rakitic jugará muchos partidos". Algo que el extremeño trasladó a la prensa con una explicación táctica: "De verdad crees que cuando tengo que poner a un jugador,¿pienso en el mercado? Pienso en lo que me va a venir bien. Si creo que va a venir bien Rakitic, saco a Rakitic, sin quiero más control saco a Arthur y si quiero romper el partido pongo a Arturo Vidal". 

Una foto de Ivan Rakitic durante un partido del Barça / Instagram

Una foto de Ivan Rakitic durante un partido del Barça / Instagram

Una explicación justificada pero que no esconde ni evita el mosqueo del futbolista con algunos dirigentes del club. Sabía de boca de Valverde que su relevancia en el equipo iba a disminuir este curso, dada la llegada de Frenkie de Jong, el traslado de Sergi Roberto y la teórica progresión de Carles Aleñá Arthur, pero no que se iba a jugar con su nombre sobre una mesa de negociaciones sin ni siquiera saberlo. El croata se negaba a ser moneda de cambio y las formas del club han decepcionado al centrocampista.

Tras tres meses de mercado, Valverde cuenta con los de siempre y cuatro hombres más: De Jong, Griezmann, Firpo y Neto. Demasiado culebrón, para tan poco fichaje.

 
Hoy destacamos