Universo Blaugrana

Messi es la pieza clave para superar la carga de partidos que le esperan al Barça

Messi es la pieza clave para superar la carga de partidos que le esperan al Barça

Partido trampa para mantener el liderato

El Leganés será el primer escollo del Barcelona ante cuatro semanas repletas de partidos

Diana Velasco Silgado @missVel11

23.11.2019 11:48h

2 min

En los primeros compases de esta campaña, al Barça no se le ha visto con la seguridad que en otros tiempos desprendía el equipo. La noria en la vive instaurado el conjunto de Valverde desde hace ya algún tiempo, se mantiene en este nuevo curso, sin embargo, el Barcelona es líder de la Liga y primero de grupo en Champions.

Son datos a tener en cuenta pese al mal juego que imprimen los azulgranas, aún así, en el Barça se deben corregir unas cuantas cosas. En la mayoría de los casos, si Messi no estuviera sobre el terreno de juego para empujar al equipo, posiblemente los culés no seguirían a flote. Parece que sólo el argentino tiene talento suficiente como para dirigir el barco, pese a estar rodeado de grandes futbolistas.

En la defensa, Ter Stegen se sigue erigiendo como el salvador del Barcelona por excelencia. A pesar de que el guardameta alemán haya tenido algunos fallos en lo que va de temporada, la mayor parte del tiempo se mantiene como un muro casi imposible de flanquear.

Que no falte concentración

Este mimo sábado, los azulgranas se verán las caras con el último de la lista y no hay que confiarse en demasía. El Leganés ya fue un escollo en la pasada campaña y el Barcelona salió derrotado de Butarque por dos goles a uno, ante un equipo que no hizo grandes méritos para llevarse los tres puntos.

Además del peligro que pueda suponer un equipo que se dejará la piel sobre el verde para intentar salir de último puesto, el duelo se presenta tras un parón por selecciones. Una circunstancia que nunca ha favorecido al Barcelona, pues casi siempre ha terminado acusando el llamado virus FIFA. Los jugadores que han disputado partidos con sus respectivos combinados llegarán cargados de minutos y con menos tiempo que el rival para preparar el encuentro.

El Barça cayó en Butarque la campaña pasada/ Twitter
El Barça cayó en Butarque la campaña pasada/ Twitter

Muchas cosas han pasado en estos días en los que la competición doméstica ha quedado aparcada. Por una parte, Valverde apenas ha podido contar con cinco futbolistas del primer equipo para sus entrenamientos, siendo jugadores del filial quienes completaban el grupo. Por otro lado, Gerard Piqué se ha dedicado de pleno a sus negocios y estuvo presente en el estreno de la transformada Copa Davis, cuya puesta de largo se celebró en Madrid.

Butarque, primera parada de la ‘tourmalet’

Rakitic y Jordi Alba causaron baja por lesión y no viajaron con sus respectivas selecciones. Pero Valverde tampoco pudo contar con ellos, pues se encontraban realizando labores de recuperación. Para esta cita, Rakitic sí estará disponible, aunque al lesionado Jordi Alba se unen también Semedo y Lenglet. Wagué y Junior Firpo deberán suplir estas bajas de la mejor manera posible.

El Barça sabe que no hay que fiarse del Leganés aún siendo el colista de la tabla, pues si pecan de excesiva confianza, podrían verse superados por el conjunto pepinero como ya ocurrió la temporada pasada. Si los de Valverde no suman los tres puntos este sábado a sabiendas de lo mal que se les están dando los partidos a domicilio, la imagen del equipo quedaría bastante dañada.

Aún con todo ello, en lo que llevamos de temporada, los parones no han maldecido al Barcelona como en anteriores ocasiones. A su regreso de selecciones, los culés fueron capaces de golear al Valencia por 5-2, y de vencer al Éibar en Ipurua por 0-3.

El Barcelona sigue mandando en la Liga y el objetivo de los de Valverde es llevarse los tres puntos de Butarque para mantener en la cima durante al menos una jornada más. Empatados con los culés se en encuentra el Real Madrid, y el Atlético que les pisa los talones con tan sólo un punto de desventaja. Una victoria en Butarque daría confianza a un Barcelona al que le espera un calendario complicado entre Liga y Champions.    

 
Hoy destacamos