Universo Blaugrana

Rafinha, en un entrenamiento con el Barça | FCB

Rafinha, en un entrenamiento con el Barça | FCB

El tremendo cabreo de Rafinha con la directiva del Barça

El centrocampista reclama al club culé que faciliten su salida, igual que ha hecho con Luis Suárez, Arturo Vidal y Rakitic

Sergio Cabanelas @SCabanelas10

24.09.2020 08:53h

2 min

En el FC Barcelona no dan por acabada la operación salida tras las ventas de Ivan Rakitic, Arturo Vidal, Nelson Semedo y la más que probable de Luis Suárez. Todavía hay muchos futbolistas cuya situación es incierta, y que no cuentan para Ronald Koeman. Todibo y Samuel Umtiti son ahora mismo las prioridades para marcharse por una cantidad importante. 

A estos hay que sumar también el caso de Rafa Alcántara. El centrocampista brasileño, de 27 años, acaba contrato el año que viene, y sigue luchando por acordar una salida pactada con el Barça. Sin embargo, en la entidad azulgrana no se lo están poniendo fácil. Según ha podido saber Culemanía, cada vez que llega una oferta por él, se remiten a su cláusula de rescisión, de 16 millones de euros

Rafinha, en un entrenamiento con el Barça | FCB

Rafinha, en un entrenamiento con el Barça | FCB

El Celta de Vigo, equipo donde jugó cedido la pasada temporada, ocupa la pole para hacerse con sus servicios. No obstante, los gallegos no están dispuestos (ni tampoco pueden) hacerse cargo de su cláusula. Mientras, Rafinha sigue entrenando a las órdenes de Koeman, a la espera de que el club ceda, como ha hecho con Suárez, Vidal y Rakitic, y facilite su adiós

Reclama un mejor trato

Rafinha está cabreado con el Barça, según fuentes consultadas por Culemanía. Entiende que el club culé no quiera dejarle escapar gratis, y más tras las pérdidas provocadas por el coronavirus. Sin embargo, también es consciente que por ese mismo motivo, pocos equipos podrán hacerse cargo de su cláusula de salida de 16 kilos

Este verano, el FC Barcelona ha dejado salir a tres futbolistas importantes de la plantilla por una cantidad de traspaso ínfima. Todo, para equilibrar la masa salarial y ahorrarse sus altos sueldos. Vista la situación, el pequeño de los Alcántara no comprende las exigencias del club con él, cuando sabe que difícilmente tendrá minutos a las órdenes de Ronald Koeman. Y más, después de mostrar un comportamiento intachable ante cada una de las cesiones y siendo un jugador de la casa

Rafinha, en un partido con el Barça | EFE

Rafinha, en un partido con el Barça | EFE

Con el paso de los días, y cuanto más se acerque la fecha límite del mercado estival, Rafinha espera que la entidad azulgrana reconsidere su postura, y le deje salir por una cantidad entre 8 y 10 millones de euros, que le permita desvincularse más fácilmente.

De momento, pero, la posición del Barça es clara: quien le quiera, deberá pagar su cláusula. Sino, se quedará un año más en el Camp Nou y podrá decidir libremente su futuro el próximo verano. Un trato que ha hecho explotar a Rafinha. 

 
Hoy destacamos