Universo Blaugrana

Neymar Junior celebrando el primer gol contra el Borussia / EFE

Neymar Junior celebrando el primer gol contra el Borussia / EFE

El triple ‘bombazo’ de Bartomeu para fichar a Neymar

Al presidente del Barça le queda un mercado de fichajes antes de ir a elecciones

Redacción Culemanía @culemanias

12.03.2020 10:15h Actualizado: 12.03.2020 10:19 h.

2 min

La crisis del coronavirus se está comiendo el mundo del fútbol. La epidemia ha llegado a España en un momento en que los dos grandes de la Liga están en apuros. Tanto a Barça como a Real Madrid les cuesta horrores tirar los partidos adelante y muchos ya cuestionan la gestión de sus presidentes.

Quien peor lo tiene es Josep Maria Bartomeu. El próximo año hay elecciones a la presidencia y el empresario no se puede presentar. Irá a los comicios un candidato continuista. Los últimos años de su mandato están siendo muy movidos en el césped y en los despachos, algo que juega en su contra y de la junta.

Una de las acciones que le podrían salvar serían títulos, como sucedió en 2015. Con el equipo actual es muy complicado que esto suceda. La plantilla es muy justa -16 fichas del primer equipo- y muchos jugadores no convencen. Por ese motivo, no es descartable una gran inversión en verano para tapar esos errores de gestión de los últimos meses.

Neymar, siempre presente

Parece un gag recurrente, pero es así. Neymar Junior siempre está en órbita azulgrana. Las cosas se están poniendo feas en el equipo y traer al brasileño le daría un fin de mandato muy tranquilo. Messi, buen amigo del extremo, y las vacas sagradas del vestuario estarían satisfechos con su regreso.

Neymar celebra el gol contra el Borussia Dortmund / EFE

Neymar celebra el gol contra el Borussia Dortmund / EFE

El otro gran objetivo es Lautaro Martínez, delantero centro. A priori, éste es el favorito pero la cúpula del vestuario lo tiene claro. Será difícil traer a los dos cracks y, aunque se suele hablar muy bien de ambos, la preferencia está en Ney pues el argentino se cargaría directamente a Luis Suárez, una de las voces fuertes del equipo.

El curso pasado ya fueron a por él. Bordas y Abidal viajaron a París y propusieron varias opciones para llevárselo, pero no hubo suerte. Nasser Al-Khelaifi tenía claro que no saldría por menos de lo que pagó -220 millones de euros-, algo que se puede repetir. Pero hay una excepción. La FIFA podría obligar a marcar un precio de salida si el jugador pide irse: en torno a los 170 millones.

Las alternativas del Barça

También en agosto del año pasado, el Barça propuso un truque con jugadores y dinero de por medio. Algo que se puede repetir. Quien está en venta es Philippe Coutinho, cedido al Bayern de Múnich. Seguramente los bávaros no ejecutarán la opción de compra y se ofrecerá al PSG. Tiene buen cartel en París y sería de fácil encaje en un equipo lleno de suramericanos en una liga menor.

Coutinho celebrando un gol con el Bayern de Múnich / EFE

Coutinho celebrando un gol con el Bayern de Múnich / EFE

En las últimas semanas también se confirmó lo que era un secreto a voces. El club escuchará ofertas por Dembelé. Lleva ocho lesiones en tres años y no se descarta una salida para que coja ritmo y confianza. Su buena relación con Tuchel y Mbappé lo acercan al Parc des Princes. Está valorado en 80 millones de euros y va a la baja.

Por último, en Francia salió el nombre bomba de Griezmann como posible refuerzo parisino. El galo no ha entrado bien en el equipo, pero sería toda una sorpresa verlo en el PSG el próximo curso. Sigue siendo una pieza fundamental en el equipo de Quique Setién y una operación entre él y Neymar sería simplemente increíble e histórica.

Griezmann, lamentando una ocasión ante el Real Madrid | EFE

Griezmann, lamentando una ocasión ante el Real Madrid | EFE

El extremo brasileño sigue interesando a esta junta, que ven como el agua les está llegando al cuello y solo los bombazos del mercado de fichajes en verano les puede salvar. El Barça tampoco cuenta con mucha liquidez y por ese motivo se buscan vías alternativas para cerrar lo que sería una auténtica sorpresa.

 
Hoy destacamos